El Abuso de la Tecnología en Niños Genera Daños

208
El Abuso de la Tecnología en Niños Genera Daños
El Abuso de la Tecnología en Niños Genera Daños

Tapachula, Chiapas; 10 de Junio.- El uso de la tecnología en los niños afecta significativamente su desarrollo psicosocial, así lo refiere la psicoterapeuta infantil, Edith Moreno, quien en exclusiva para EL ORBE, agregó, “cuando no hay control especial en horarios y en los tipos de juegos y videos que los niños son capaces de administrarse solos, afecta de manera psicosocial, puesto que los niños van perdiendo o limitando sus habilidades sociales para interactuar con niños de su misma edad, o con personas en su medio o familia, puesto que puede generar ansiedad o poca tolerancia hacia la frustración o agresividad, como por ejemplo, cuando el menor no logra aprobar los niveles de videojuegos, o bien, cuando los papás tratan ya de poner límites, entonces comienzan a generar conductas agresivas”, señaló.
La especialista afirma que la adicción a los videojuegos, o a los dispositivos electrónicos (tabletas y teléfonos) se asemeja a una dependencia a la droga, pues al igual que las sustancias tóxicas, la tecnología «genera ciertos estímulos sensoriales, nerviosos y cerebrales que hacen que los niños quieran cada vez más estar pegados a los dispositivos electrónicos».
Moreno indica que los menores de doce años no deberían hacer uso de dispositivos tecnológicos, «una edad adecuada para el uso de la tecnología en los menores, podemos hablar que debería ser cuando ya tengan cierto nivel de madurez y de conciencia en cuanto al uso de los dispositivos o de tecnología, de manera responsable; sin embargo, es importante mencionar que los menores de doce años no deberían usar ningún dispositivo tecnológico porque esto limita el proceso de desarrollo de sus habilidades sociales».
Al ser cuestionada sobre la atención que se debe dar a los niños que tienen este problema, opinó, «se puede fomentar la separación de los aparatos tecnológicos con los niños teniendo una convivencia más cercana con los niños, siendo conscientes como adultos de que tenemos que estar en contacto constante tanto emocional, afectiva y físicamente con nuestros hijos, interactuar más con actividades familiares, deportivas o culturales, y fomentar en los hijos relaciones interpersonales y habilidades sociales, cuando nosotros los adultos dejamos de modelar o mostrarnos como ejemplos negativos, los niños van a hacer cambios drásticos en su comportamiento, entonces uno de los elementos esenciales es que nosotros, como adultos, disminuyamos el uso de tecnología, de dispositivos electrónicos o juegos, para que ellos también vayan liberándose de esa necesidad. Es necesario que entremos en conciencia del daño que los dispositivos electrónicos le están haciendo a nuestros hijos» concluyó. EL ORBE/Alberto Bonilla Acosta