Aumenta Número de Madres Solteras y Embarazadas Entre Migrantes que Permanecen Varadas en Tapachula

220
Aumenta Número de Madres Solteras y Embarazadas Entre Migrantes que Permanecen Varadas en Tapachula

Tapachula, Chiapas; 10 de Mayo del 2021.- En la región Frontera Sur de México, continúan varadas miles de mujeres migrantes provenientes de Centroamérica, sobre todo de los países de El Salvador, Honduras, Guatemala o Nicaragua, aunque también hay haitianas, cubanas, y extracontinentales. En su gran mayoría traen consigo hijos o están embarazadas, es decir, futuros chiapanecos.
De acuerdo a la Fundación Chiapaneca de Mujeres Migrantes (CHIMUMI), un 90 por ciento de las mujeres hondureñas y de El Salvador que traen hijos, son madres solteras o llegan acompañadas de su pareja. Mientras que las haitianas, que representan un 50 por ciento del global, están en la misma situación.
La presidente de esa fundación, Fabiola Díaz, dio a conocer a EL ORBE que, en el caso de las mujeres provenientes de Haití, la mayoría están embarazadas, aunque aclaró que no se tiene una estadística como tal.
“Por su cultura, ellas no dicen que están embarazadas, sino que lo hacen hasta el cuarto mes por el tabú de perder él bebe. Además de que se quedan calladas si tienen un problema de salud y no pueden decirlo abiertamente y se reprimen”, dijo.
Por ello, manifestó, las autoridades deben implementar brigadas en las colonias para ubicarlas y ver cuáles son sus necesidades, porque “hay muchas mujeres que están pidiendo limosna y padeciendo de sus alimentos”.
Las mujeres extranjeras están en una situación donde en su país no pueden cubrir las necesidades primarias de techo, alimentación, refugio, abrigo, falta de beneficios económicos, incluso empleo de ninguna índole.
En el éxodo, indicó, pasan por vejaciones. Unas pierden sus hijos y otros los venden en el trayecto. Sin embargo, entre las historias de los migrantes se dice que algunos de ellos toman la decisión de abandonar a los hijos para poder seguir hacia el norte del país.
“Es una carga fuerte para las mujeres migrantes y cuando logran llegar a Tapachula, se ven con múltiples necesidades primarias que no les pueden dar a sus hijos, principalmente en el aspecto de la salud. Cuando son enfermedades menores buscan la forma de como curarlos o van a los centros de salud y a la Cruz Roja, pero el detalle es que no tienen dinero para las medicinas”, apuntó. EL ORBE / M. Blanco