OPINIÓN PÚBLICA

418
OPINIÓN PÚBLICA
OPINIÓN PÚBLICA

Fallece Educador Popular
Gonzalo Egremy

*Eduardo Humberto del Río García (Rius), con sus caricaturas, revistas y libros, enseñó a varias generaciones a dudar, pensar y ser críticos.

*UNAM, políticos, intelectuales, académicos e investigadores, rinden homenaje al sencillo hombre que no le gustaban reconocimientos en vida.

Millones de mexicanos de los años 70’s leímos y comprendimos, en las divertidas caricaturas, diversidad de temas ideados y publicados por Rius.
Ayer, México se despertó con la funesta noticia del deceso de Eduardo Humberto del Río García (Rius), nacido en 1934 en Zamora, Michoacán.
Fue el creador (1955) de la caricatura política, lo que lo llevó a fundar o ser parte en sociedad, de las populares revistas “Los Agachados”, “Los Supermachos”, “El Chamuco y los Hijos del Averno”, “La Garrapata”, “El Chahuistle”, entre otras más y su colaboración en varios periódicos.
También escribió libros con tópicos de interés popular como El Yerberito; en sus revistas explicó con las picaras caricaturas, temas de economía, religión, filosofía, historia, ecología, futbol, política, sexo y hasta música, entre otros muchos más, que enseñaron a millones de lectores.
Con humor, hizo permanente crítica a aquel régimen antidemocrático, del partido único (PRI) y los partidos políticos rémoras al tricolor (al igual que ahora), de la corrupción y de los cacicazgos en los Estados.
Explicaba los males del país y señalaba a los responsables del México pobre y marginado, y de cómo eran y son (“todo ternura”, subrayado de quien esto teclea): Diputados, Senadores, Presidentes Municipales y Gobernadores.
No son pocos los mexicanos (cincuentones o de un poco de más edad) que la lectura de los temas de Rius, hizo despertar la duda, la búsqueda de verdaderas respuestas en muchos temas, y a algunos hasta los impulsó al camino de las armas (guerrilla) para sacar del poder al régimen opresor.
Según un periódico de la Ciudad de México, Rius comento hace dos años, cuando recibió el único reconocimiento (Gabriel Vargas): “Soy alérgico a los homenajes. Creo que son para cuando uno se muere. Creo que se adelantaron un poquito”. Y fue cierto, porque falleció ayer de una enfermedad “terminal”.
En ese mismo evento, confió la enfermedad que lo aquejaba (hacía ejercicios a diario desde hacía años, además era vegetariano, subrayado de quien esto teclea): “Hace dos meses me dijeron (en la clínica) que pasaba yo a la categoría de enfermo terminal. ¿Qué es eso de enfermo terminal? Pues alguien que se va a morir. Entonces todos somos enfermos terminales”.
Agregaría Rius, con la misma alegría que lo caracterizaba: “el cuerpo médico (de una clínica) cuida de mí y me está garantizando que voy a morir en perfecto estado de salud”.
Fue autodidacta; pero ayer la UNAM, así como intelectuales, periodistas, caricaturistas, historiadores, artistas, servidores públicos, académicos e investigadores, le rendían homenaje ahora que ya partió.
¿Quién no recuerda los libros que escribió?: La Panza es Primero; Marx Para Principiantes; 500 años Fregados pe…; La Trukulenta Historia del K…; El Fracaso de la Educación; Cuba for Beginners.
Así como: Cuba para Principiantes, El Súper mercado de las Sectas; El Mito Guadalupano; el ABChe; Estupidez Humana; Mis Confusiones (Memorias Desmemoriadas); Como suicidarse sin Maestro; Mao en su Tinta; El Diablo se llama Trotsky.
Más: De aborto, sexo y otros pecados; El Yerberito Ilustrado; El Amor en los tiempos del SIDA; La Poca (apocalipsis) que nos viene; Osama Tío Sam; La Revolución Femenina; Kama Nostra; Ni Independencia Ni Revolución (en el 2010 aniversario de esos dos eventos, subrayado de quien esto teclea).
Y Sobras escogidas y seleptas (sic); Horóscopos y Tarot y otras tomadas de pelo; Toros sí; Toreros no; El Cocinero Vegetariano; La revolucioncita; La Basura que Comemos, y muchos otros más; por todo ese amor a la humanidad y su pasión por enseñar al pueblo a través de sus caricaturas, sirva la presente como un humilde homenaje al Maestro, Eduardo del Río (Rius)//QEPD.