Alertan a la Población por Presencia del Virus Coxsackie en la Región

2428
Alertan a la Población por Presencia del Virus Coxsackie en la Región
Alertan a la Población por Presencia del Virus Coxsackie en la Región

* AUNQUE LAS AUTORIDADES DE SALUD LO NIEGAN, SE HABLA DE ALGUNOS CASOS EN EL SOCONUSCO.
* JEFE DE EPIDEMIOLOGÍA LLAMA A TOMAR MEDIDAS PARA EVITAR UN BROTE COMO EL DEL ZIKA Y CHIKUNGUNYA.

Huixtla, Chiapas; 8 de Julio.- La población fue exhortada a no confiarse por el Virus Coxsackie, toda vez que sí podría llegar a la región.
De manera extraoficial se informó que aunque la Secretaría de Salud ha tratado de ocultarlo, en la región Soconusco podrían haberse presentado algunos casos.
Entrevistado al respecto, el jefe de Epidemiologia del Hospital General Huixtla, Neptalí Rojas Domínguez, informó que se trata de una enfermedad en manos, pies y boca.
Este virus vive en el tracto digestivo de los seres humanos, se puede contagiar de una persona a otra, por lo general a través del contacto con manos sucias o superficies contaminadas con heces, donde pueden vivir varios días.
En las zonas tropicales las infecciones se producen durante todo el año, pero en climas más fríos los brotes del virus Coxsackie ocurren más a menudo en verano y otoño.
En la mayoría de los casos, los Coxsackie provocan síntomas leves parecidos a los de la gripe, que desaparecen sin tratamiento, pero en algunos casos pueden generar infecciones más graves, señaló.
El médico precisó que alrededor de la mitad de los niños infectados por este virus no muestran síntomas. Algunos tienen fiebre alta repentina, dolor de cabeza y dolores musculares. Otros presentan también dolor de garganta, malestar abdominal o náuseas. En la mayoría de los casos, la fiebre dura unos tres días y luego remite.
Rojas Domínguez manifestó que aparte de la fiebre, el virus puede provocar distintos síntomas que afectan a diferentes partes del cuerpo.
Enfermedad mano-pie-boca: un síndrome causado por el virus Coxsackie que cursa con ampollas rojas y dolorosas en la garganta, la lengua, las encías, el paladar duro y la cara interna de las mejillas, así como en las palmas de las manos y las plantas de los pies.
Herpangina: una infección de garganta que cursa con úlceras y ampollas rodeadas de un anillo rojo en las amígdalas y el velo del paladar, el lóbulo carnoso que cuelga de la parte posterior del paladar.
Conjuntivitis hemorrágica: una infección que afecta a la esclerótica (o blanco del ojo). La conjuntivitis hemorrágica suele empezar como un dolor de ojos que, de forma repentina, evoluciona a enrojecimiento, lagrimeo, hinchazón, fotofobia (sensibilidad a la luz) y visión borrosa.
Las recomendaciones son medidas básicas como el lavado de manos, utilizar cubiertos individuales, evitar saludar de beso, estornudar con el codo del antebrazo.
El tratamiento consiste en administrar medicamentos para controlar la fiebre y el dolor, para las lesiones se pueden usar sustancias como el polvo coloide, alimentar al menor con líquidos fríos y lácteos, evitar la ingesta de jugos que le provoquen dolor.
Por último Rojas Domínguez recomendó que al notar algún síntoma como fiebre, malestar y dolor de garganta, es necesario llevar de inmediato al niño a revisión y no medicarlo. EL ORBE/Rodolfo Hernández González