Asciende a 31 Casos de Malaria en México

1442
Asciende a 31 Casos de Malaria en México
Asciende a 31 Casos de Malaria en México

Tapachula, Chiapas; 2 de Marzo.- La Secretaría de Salud federal confirmó en las últimas horas que ascendió a 31 los casos de la mortal Malaria en territorio nacional. 27 de ellos dieron positivo en las pruebas de laboratorio realizadas en pacientes de Chiapas, otro en Campeche y tres más en el Estado de Chihuahua.
Según organismos internacionales especializados en la materia, se calcula que esa enfermedad es la causa de un millón de decesos en el mundo cada año.
Hace un par de semanas, la Secretaría de Salud en Chiapas informó que, en seguimiento a la Declaración Pública para el Fortalecimiento de la Salud Fronteriza, planteó como propuesta de intervención conjunta, abordar los principales retos sanitarios en la frontera sur, que son malaria, lepra, tuberculosis, rabia y salud materna.
La dependencia estatal señaló que la propuesta de agenda binacional Chiapas-Guatemala, en una primera etapa, contempla la intervención en vigilancia epidemiológica, control de enfermedades, atención médica, salud ambiental y participación comunitaria.
De esa manera se pretende estandarizar los programas preventivos, unificar los sistemas de información epidemiológica, reforzar los laboratorios de diagnóstico epidemiológico y monitorear las enfermedades en estaciones migratorias, aeropuerto de Tapachula y Puerto Chiapas.
En la región en la que inicialmente se había confirmado la presencia de ese mal, es decir, entre Colombia y Panamá, se informó que se invertirán unos 2.8 millones de Dólares, como parte de un plan para combatir la enfermedad.
El financiamiento será posible luego de que este viernes el Consejo Económico Nacional (CENA) avaló un convenio de cooperación técnica no reembolsable que el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) de Panamá y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).
El objetivo es contribuir a la eliminación de la transmisión autóctona de la Malaria, a través de la interrupción de la transmisión del parásito de humano a humano y del fortalecimiento del sistema de vigilancia epidemiológica.
De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), en 2016, casi la mitad de la población mundial corría el riesgo de padecer Malaria o Paludismo.
La mayoría de los casos y de las muertes se registran en el África, pero también se ven afectadas las regiones de Asia Sudoriental, el Mediterráneo Oriental, el Pacífico Occidental y las Américas.
Tan solo en ese año, el organismo reportó que hubo alrededor de 216 millones de casos en 91 países del mundo.
Por otro lado, un grupo internacional de expertos advirtió este fin de semana que la crisis humanitaria en Venezuela está acelerando la reaparición de enfermedades como la Malaria, el Zika, el Chagas y el Dengue, lo que también presenta riesgos sanitarios para los países vecinos.
Además de la reaparición del Sarampión y de otras enfermedades infecciosas evitables con vacunas, el aumento de la Malaria podría volverse pronto incontrolable, alertaron catedráticos de la Universidad de Glasgow, del Reino Unido.
Esos estudios señalan que entre 2010 (29 mil 736) y 2015 (136 mil 402) el número de casos de malaria creció en alrededor de 360 por ciento en Venezuela. Mientras que para 2016 y 2017, ese aumento fue del 71 por ciento, al pasar de 240 mil 613 a 411 mil 586.
La crisis sanitaria de Venezuela, agregan los expertos, amenaza con extenderse a otros países vecinos debido a la «emigración masiva» que, solo en 2018, provocó la salida diaria de unos 5 mil 500 venezolanos.
Reaparece Otro Mortal Enemigo: El Chagas.
El Chagas (Trypanosoma cruzi), una de las enfermedades de transmisión vectorial que más insuficiencias cardiacas causa en Latinoamérica, también está reapareciendo. La Secretaría de Salud federal informó que, en los últimos 60 días, se han detectado en México 80 pacientes infectados con ese mal.
De ellos, 12 las evaluaciones de laboratorio los clasificaron como agudos, mientras que los 68 restantes, del tipo crónico. Dos mujeres en Chiapas dieron positivo al Chagas. Los otros 78 afectados fueron diagnosticados en 15 Estados de la República.
Se trata de una enfermedad infecciosa ocasionada por un parásito que se propaga por la picadura de insectos hematófagos (que consumen sangre) como las chinches, zancudos, moscos y otras 28 especies.
Sus síntomas se pueden confundir con los del Dengue, entre los que destacan: dolor corporal, de cabeza o muscular, fiebre, la aparición de ronchas o erupciones, hinchazón alrededor del ojo o párpado, entre otros.
La enfermedad está considerada como uno de los problemas de salud más importante y difícil de erradicar en América Latina, por su condición endémica en 21 países de este continente.
Se presenta en dos etapas: la aguda y la crónica. La primera comienza entre seis y diez días después de contraer la infección. La mayoría de veces es asintomática, pero, en algunos casos, produce un aumento edematoso que se denomina chagoma, el cual afecta principalmente a niños con bajas defensas.
Esta infección, que afecta a más de 7 millones de personas en todo el mundo, puede ser tratada. No obstante, se recomienda iniciar el tratamiento una vez detectado el parásito en el cuerpo, es decir, en la fase aguda, ya que en la fase crónica el tratamiento puede no dar los resultados esperados. EL ORBE / Ildefonso Ochoa Argüello