OPINIÓN PÚBLICA

695
OPINIÓN PÚBLICA
OPINIÓN PÚBLICA

Inseguridad Pública
Gonzalo Egremy

*Lamentable que en calles de la Ciudad estén delincuentes y autoridades de prevención, procuración y administración del delito no hagan nada.

*Cacahoatán, sumida en la peor corrupción; población exige a Fiscalía General del Estado, aceptar indagatoria contra Edil y colaboradores.

Es innegable que la seguridad pública en esta región no tenga la mínima calificación de aceptable, y todos los días la población nos despertemos más atemorizados.
Hace dos días (anteyer) ocurrió el plagio de una menor en pleno centro de esta ciudad, y despertó el temor colectivo entre diversos sectores sociales.
Sobre todo porque los delincuentes parecieran actuar con complacencia y negligencia de los responsables de la seguridad pública.
La menor plagiada, refieren es de familia reconocida dedicada a un restaurante en el centro de Tapachula.
Se sabe que al momento en que la niña iba junto con su mamá en una camioneta que las trasladaría al aeropuerto, fueron interceptadas por los malhechores.
Afirman los datos que los delincuentes se llevaron en la misma camioneta a la niña, y dejaron a la señora (la madre) en la carretera.
La denuncia (privada) es que por la hora y por ser zona muy transitada, se dieron cuenta del lamentable hecho que sufre la reconocida familia de origen libanés.
Anteriormente habíamos tecleados que “el miedo entre la sociedad obedece a la negligencia de los designados responsables de la seguridad pública en los gobiernos.
“Porque no es el primer hecho delictivo de esa naturaleza aquí, sino que constantemente aumentan quejas sobre un cúmulo de delitos que se registran.
Los empresarios (y muchos profesionistas) no solo son víctimas de amenazas de secuestro a ellos o a sus familiares, sino de extorsión vía telefónica, también de asaltos y robos.
Tapachula y área circunvecina, ha sido, seguido, siendo escenario hasta de horrendos homicidios a balazos en pleno día (en la noche como en Cacahoatán) en la vía pública.
Por la presión mediática, las corporaciones policíacas y la Fiscalía General del Estado se apresuran a presentar a tal o cual persona, como supuesto responsable de los últimos hechos delictivos.
Luego de la detención de supuestos criminales, la ciudadanía ya no es informada si finalmente un Juez penal los encontró responsable de los homicidios y secuestros que les achaca la “eficiente” policía.
Pareciera que no, porque posteriormente se difunde que tal o cual sujeto fue puesto de nuevo en la calle por el Juez, mediante la determinación de “que no encontró elementos”.
Además, porque los hechos delictivos en vez de disminuir con la supuesta detención de los presuntos responsables, aumentan a diario.
Hasta ahora ni la PGR ni de lo que queda de aquella Policía Federal, han hecho los necesarios cambios de los Delegados, Subdelegados, Ministerios Públicos y Agentes, y prevalece entre la ciudadanía la sospecha en éstos.
También existe desconfianza ciudadana en las diversas corporaciones policiales estatales y municipales, ya que, se sabe, como los de la PGR, utilizan a “madrinas” como informantes y para otra clase de “labores”.
¿En dónde están o qué hacen los integrantes de los Consejos “ciudadanos” Estatales y Municipales de Seguridad Pública?; ¿de qué sirven?
Mientras lo anteriores, así como los responsables de combatir y perseguir el delito, y las policías todas, se muestran negligentes, la ciudadanía tiene, con justa razón, mucho temor, ¿no cree usted?
Bisbiseo
Exacto, ¿quién puede negar que muchas calles están destruidas?/Salud.