ALFIL NEGRO

422
ALFIL NEGRO
ALFIL NEGRO

‘A cada cerdo le llega su San Martín’ (refrán popular).

Funcionarios Inútiles
Oscar D. Ballinas Lezama

Algunos funcionarios municipales viven estos días en gran incertidumbre, saben que -durante un año al frente del cargo que les encomendaron, no solamente no dieron la talla por su falta de capacidad, sino que además pecaron de prepotentes y abusivos con las gentes que les tocó atender, incluyendo a los empleados bajo su cargo.
Algunos otros, que les tocó estar en cargos donde pudieron manejar los recursos públicos, no solamente temen ser despedidos, sino también están temblando porque pueden ir a la cárcel, una vez que la nueva Alcaldesa les aplique la auditoría correspondiente antes que pongan tierra de por medio.
La mayoría de los Secretarios y Secretarias, así como de los Directores y Directoras, no sirvieron ni para tiro de escopeta, por lo que se refugiaron a la sombra de la ‘reina abeja’, como bautizó el columnista Ernesto Quinteros, a la dama que, hasta hace unos días, tenía el sartén por el mango y nada se movía en el ayuntamiento tapachulteco, sin su voluntad y soberana autorización. Hermanos, compadres, hijos, sobrinas, cuñados, nueras y yernos de la llamada “familia real” del Palacio de Cristal, están con un pie en el estribo y otro en la cárcel; si en la auditoría anunciada por la nueva Alcaldesa salen con su batea de baba argumentando que a chuchita la bolsearon.
Esta advertencia de que Secretarios y Directores tienen que entregar cuentas claras, ha puesto a temblar a más de cuatro que se la pasaron ‘pajareando’ todo un año dos meses completos, al parecer, no sabían qué hacer en los encargos que les dieron por unción de la ‘abeja reina’, por lo que se espera que todos los inútiles sean puestos de patitas y en su lugar sean nombrados personas que sepan sacar el buey de la barranca, experiencia y capacidad, para darle un nuevo aire a la administración tapachulteca.
Nos queda claro que la nueva Alcaldesa tiene experiencia política y administrativa; fue regidora anteriormente y se venía desempeñando en la sindicatura, sin embargo, la opinión ciudadana es que la nueva dueña de la silla china está obligada a efectuar los cambios de toda la gente inepta y soberbia que durante un año se aprovechó de la influencia familiar o de amistad con la familia real, para hacer y deshacer en la administración municipal.
Lo peor de todo, dicen algunos empleados que tuvieron la mala fortuna de estar bajo el mando de los malos servidores públicos, es que ahora estos buscan ponerle piedras a la Alcaldesa sustituta, con la finalidad de que los filibusteros del palacio de cristal, puedan derrocarla para imponer otro títere de la ‘abeja reina’ y sigan medrando con los dineros del pueblo.
Trascendió que la actual Alcaldesa, en los primeros acercamientos que está teniendo con algunos ciudadanos, aseguró que los diversos temas que preocupan a la sociedad tapachulteca ya están contemplados en su agenda y pidió que para lograr resolverlos exista unidad entre Gobierno y pueblo, lo que ayudará a iniciar bien su encomienda que sabe se dará de manera paulatina.
Ahora, es cuestión de ver los cambios que deberán darse en los primeros y segundos mandos del gabinete municipal, para que sean suplidos aquellos que sólo han demostrado incapacidad, inexperiencia y soberbia en su actuar, quizás, con un nuevo equipo en el que se tome la opinión de la sociedad, pudieran llegar a suplirlos ciudadanos más capaces, honestos y deseosos de trabajar por el mejoramiento de Tapachula y sus habitantes.
En otras cosas, parece ser que en estos días el presidente Andrés Manuel López Obrador, visitará Chiapas y podría darse una vueltecita por Tapachula, para inaugurar el nuevo edificio del IMSS que preside el chiapaneco, Zoé Robledo Aburto, quien, por cierto, ha realizado hasta ahora, un magnífico trabajo como titular de esa institución de salud.