ALFIL NEGRO

223
ALFIL NEGRO
ALFIL NEGRO

“En Chiapas el gobierno estatal ha organizado con éxito el programa de vacunación masiva contra el Covid-19” (Soconusquenses)

Viene la Tercera Ola
Oscar D. Ballinas Lezama

México es un país que vive entre luces y sombras, sus habitantes viven ahora encadenados al miedo creado por la pandemia del Coronavirus; su gran esperanza son las vacunas, las que siguen llegando a cuentagotas y provocando una lenta agonía entre los 130 millones de mexicanos que esperan su turno rezando para no infectarse y morirse antes de tiempo.
Se ha cumplido un año de muertes, de trágicas historias causadas por el Covid-19; el letal virus sigue dejando una estela de dolor y angustia entre quienes han sido tocados por esta peste del siglo XXI, sin que, hasta ahora, la nación azteca pueda ver la luz al final del túnel, sin embargo, nadie quiere perder la esperanza en un país calificado como el peor para sobrevivir a la pandemia.
A un año de haberse detectado el primer caso de infectado por la enfermedad, para nadie es secreto que las estadísticas oficiales muestran más de 200 mil muertos y 2 millones 600 mil enfermos por este terrible mal; los analistas en salud, juran y perjuran que se detecta un contagiado cada 14 minutos.
Los errores que presuntamente han cometido las autoridades federales del Sector Salud ha causado una tormenta perfecta con la respuesta lenta y equivocada que se le dio a la pandemia, así como el mensaje negativo del primer mandatario para no usar cubrebocas, ha provocado que en México la segunda causa de muertes en el 2020, haya sido el Covid-19.
Aunado a la crisis económica y social de esta nación, no se ha visto claro que disminuyan los contagios y muertes por Coronavirus, lo que sigue enlutando a miles de familias de la sociedad azteca; según los analistas en salud, los mexicanos pueden sufrir una tercera ola de infección, por lo que hace urgente que la Federación agilice la adquisición del antivirus, ya que hasta ahora solamente han llegado 4 millones 691 dosis, las que se han aplicado apenas a dos millones de los 130 millones de personas que viven en México.
Chiapas, ha sido hasta ahora, una de las pocas entidades que se mantiene en semáforo verde y las vacunas se están aplicando en tiempo y forma; aunque mucha gente de la Costa del Soconusco se resiste a aplicarse el antivirus, con lo que desaprovechan la oportunidad de tener una tablita de salvación. Buen trabajo del ejecutivo estatal, Rutilio Escandón Cadenas, así como el personal de Salud que han tenido un buen control en la organización del programa de vacunación contra el Covid-19.
Más allá del circo mediático de Félix Salgado Macedonio, del gobernador de Tamaulipas Francisco García Cabeza de Vaca por supuestos nexos con el hampa organizada, así como del auditor superior de la Federación, David Colmenares, que no sabe hacer cuentas y pusieron en sus manos la suerte de miles de mexicanos a los que ha auditado, ¡Dios nos agarre confesados!
Se imaginan ustedes amables lectores, si con las cuentas de la Federación ‘se equivocó’ y enlodó a su ‘gran jefe’, qué será con las cuentas de los demás; y todavía se pone digno afirmando que no va a renunciar porque lo que sucedió no fue de ‘mala fe’. Así de ese pelo.
Mientras las miradas están en esos escándalos mediáticos, en forma silenciosa llegaron los aumentos a las gasolinas, gas y energía eléctrica; tanto el titular de la CFE, Manuel Bartlett, como los empresarios gasolineros, les ha valido un soberano cacahuate las declaraciones del Presidente de la República Mexicana, que hace unos días volvió a prometer que los costos de los energéticos ya no subirían. Los precios de las gasolinas, gas y energía eléctrica andan por las nubes; el pueblo bueno y sabio, continúa siendo crucificado con el alza en los precios de productos y servicios.
Metidos en la vorágine de las próximas elecciones, miles de políticos caminan buscando el voto de sus conciudadanos, raros son los futuros ‘salvadores del pueblo’ que hablan o se comprometen a luchar contra el virus de los abusos con los altos precios en los servicios y productos; saben que en boca cerrada no entran moscas y que calladitos se ven más bonitos.
Será después de la primera semana de Marzo, cuando quizás los electores empiecen a conocer quiénes pasaron ‘la prueba del añejo’ y abanderarán a los diversos partidos que representan, dando a conocer sus programas de trabajo y qué tipo de compromisos harán para rescatar un poco la credibilidad de sus conciudadanos.
El contenido de esta columna es responsabilidad exclusiva DE SU AUTOR y no del periódico que la publica.