Detectan Millonario Desvío de Recursos Desde la SAGARPA Para la Cafeticultura

9248
Detectan Millonario Desvío de Recursos Desde la SAGARPDetectan Millonario Desvío de Recursos Desde la SAGARPA Para la Cafeticultura A Para la Cafeticultura
Detectan Millonario Desvío de Recursos Desde la SAGARPA Para la Cafeticultura

 

*CONFIRMA LA AUDITORIA SUPERIOR DE LA FEDERACIÓN IRREGULARIDADES POR 204 MILLONES 149 MIL PESOS EN LOS PROGRAMAS PROCAFE E IMPULSO PRODUCTIVO AL CAFÉ.
*FUNCIONARIOS Y LIDERES ENTREGARON RECURSOS A PRODUCTORES INEXISTENTES, LO MISMO QUE LEGITIMARON PADRONES FANTASMAS.

Tapachula, Chiapas; 21 de Marzo.- Derivado de las denuncias públicas que ha hecho rotativo EL ORBE sobre presuntos actos de corrupción en la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa), la Auditoría Superior de la Federación (ASF), confirmó irregularidades por 204 millones 149 mil pesos.

Detectan Millonario Desvío de Recursos Desde la SAGARPA Para la Cafeticultura
Detectan Millonario Desvío de Recursos Desde la SAGARPA Para la Cafeticultura

Esos resultados son apenas lo que ha arrojado la auditoría 15-0-08100-12-0330, de tan solo dos programas federales investigados: Procafé e Impulso Productivo al Café.
Como se recordará, el Área de Investigaciones Especiales de EL ORBE habría hecho varios reportajes en los dos últimos años sobre esas supuestas anomalías, en la que estarían involucrados servidores públicos, muy probablemente empresas, y hasta productores.
En uno de esos reportajes, el del 20 de septiembre del año pasado, se llevó a la opinión pública diversos documentos que comprobaban los presuntos desfalcos.
Seis meses después de eso, ahora la ASF confirmó que, efectivamente, la dependencia desvió recursos destinados para la cafeticultura a personas que no eran beneficiarias o en duplicidad de nombres.
En su oportunidad se había señalado que se estaba desviando el apoyo a “fantasmas”, e incluso, en la lista de los que recibieron supuestamente esos apoyos, habían varios muertos.
Según el informe de la ASF, derivado de que los responsables del componente no llevaron a cabo una supervisión, se realizaron entrega de recursos sin tener la certeza de que los beneficiados que lo recibieron eran población objetivo, lo cual ocasionó el pago a 48 mil 147 personas por un monto de 107 millones 15 mil pesos que no se encontraban inscritos en el padrón nacional cafetalero.
De igual forma se detectaron pagos duplicados a beneficiarios por los mismos conceptos de apoyo por 6 millones 40 mil pesos.
Asimismo, “los beneficiarios reales del programa, que son los estratos más vulnerables del país y razón de ser de los programas sociales, al no recibir los recursos del subsidio, carecieron de la oportunidad de incrementar la producción y la productividad de las unidades económicas rurales agrícolas mediante incentivos».
Marcelo López, oficial mayor de la Secretaría de Agricultura, dijo que la instrucción del Secretario, José Calzada, es la de “solventar lo que se pueda solventar, pero también deslindar responsabilidades, ya sea de servidores públicos o de algún prestador de servicios, beneficiario o proveedor que no haya entregado los recursos de acuerdo con las reglas de operación”.
Los 107 millones de pesos detectados fueron supuestamente distribuidos a través de tres conceptos de apoyo: Incentivo Económico, entregado a 19 mil 546 cafetaleros, que implicó un monto de 25 millones 409 mil 800 pesos; Planta de Café, para 16 mil 384 beneficiarios sin empadronar, por 40 millones 518 mil 800 pesos, y Paquete Tecnológico, asignado a 12 mil 217 productores.
Todo eso podría significar “un probable daño o perjuicio o ambos a la Hacienda Pública Federal” por pago injustificado.
Lo detectado indica que tampoco se tiene certeza de que los beneficiarios tengan una superficie de siembra y el mantenimiento de la plantación de café, para poder considerarse como población objetivo del componente e inscribirse en el padrón. “Esta acción perjudicó a quienes sí se encuentran empadronados y no fueron apoyados por la dependencia”.
Funcionarios Aparecen en las Listas de Beneficiados.
Precisamente Sagarpa ha acumulado 174 denuncias interpuestas en su contra por la Auditoría Superior de la Federación, en el periodo que comprende de 1998 a la fecha.
Con ello, esa dependencia federal se ubica en el primer lugar nacional con más procedimientos en su contra, la mayoría por corrupción.
La ASF ha tenido que reconocer que en tan solo un año, 220 funcionarios habían sido beneficiados con el programa Procampo.
Otras dependencias que también tienen denuncias penales en su contra por irregularidades en el manejo del gasto público son la Secretaría de la Reforma Agraria, con 51; el Fideicomiso de Riesgo Compartido (FIRCO), con 30; y la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU), con 25.
Sólo es la Punta del Iceberg
Sobre el tema, Ismael Gómez Coronel, presidente de la Asociación de Cooperativas “Unidos para Estar Bien”, aseguró que “en los recursos del programa para la cafeticultura, hay una corrupción abierta y descarada, en la que forzosamente tienen que estar involucrados funcionarios de la Sagarpa”.
Afirmó que un grupo de representantes de organizaciones productivas de Chiapas solicitó formalmente a la ASF que se indagara los recursos destinados para el café de este año y del anterior, pues se presume un fraude superior a los 700 millones de pesos.
En esa supuesta desviación de recursos federales, indicó que pudieran estar involucrados funcionarios de segundo y tercer nivel, viveristas (proveedores de plantas de café) e intermediarios.
Las organizaciones han demostrado con documentos y otras pruebas que hay muchas irregularidades en los programas Fomento a la Agricultura, Componente Procafé e Impulso Productivo al Café.
Así también, que en la lista oficial de proveedores no figuran varios que fueron aprobados por la autoridad federal y, en lugar de ello, de la noche a la mañana fueron beneficiados otros con varios millones de pesos.
Además, los supuestos proveedores recibieron el depósito bancario del programa para beneficiar a decenas de miles de productores, pero no entregaron las plantas para la renovación de cafetales.
“Estos actos se repiten a lo largo y ancho del Estado de Chiapas, y por ello estamos solicitando se realice una auditoría física, fiscal y contable para el esclarecimiento del uso y destino de los recursos de esos programas”, detalló.
En el expediente se anexaron la lista de los proveedores de plantas en el país, incluyendo a los 32 que aparecen por Chiapas, así como una lista de 132 hojas de supuestos beneficiarios.
SAGARPA Entrega Recursos a los Muertos.
En representación de las organizaciones afectadas, sostuvo que el programa de combate a la roya del cafeto en Chiapas, también es una farsa.
La plaga afectó severamente al cultivo en la región, explicó, provocando que los cafeticultores cayeran en una severa crisis, y para poder volver a producir requerían de sembrar nuevas plantas.
Por ello, según dijo, buscaron otras estrategias porque la variedad que tenían no les funcionó ante el embate de la plaga.
Las cosas se complicaron porque no tenían los recursos económicos para poder construir los viveros requeridos y por lo mismo, pidieron apoyo al Gobierno Federal, sobre todo para tener plantas y renovar sus cafetales.
Sin embargo, un grupo de líderes sociales se convirtieron en proveedores al solicitar al Gobierno que les otorgaran proyectos de establecimientos de viveros de café, para que fueran ellos los que distribuyeran el beneficio a los campesinos.
De acuerdo al también productor de la zona rural alta de este municipio, el Gobierno entregó recursos para hacer los viveros, pero en realidad no se hicieron.
En lugar de eso, los vivales modificaron los padrones de los supuestos beneficiarios para que las autoridades les entregaran mayores recursos económicos.
Durante el ciclo, debieron entregarse 500 plantas por productor. El Gobierno pagó 6 pesos por cada una de ellas a los proveedores.
Pero para sorpresa, no hubo el reparto de nuevos cafetos y, en lugar de eso, los proveedores supuestamente entregaron 900 pesos por campesino, a cambio de guardar silencio.
Agregó que muchos cafeticultores en el Soconusco ni siquiera recibieron esos recursos, porque desconocían si salieron beneficiados en las listas de apoyos.
Lo peor de todo es que en los padrones alterados de beneficiarios de esos programas gubernamentales, aparecen muchas personas que lamentablemente ya fallecieron desde hace mucho tiempo.
“Estamos leyendo que el Gobierno está anunciando que se combate a la roya con la dotación de millones de plantas, pero todo es mentira”, insistió.
Para ejemplo, mencionó que el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA), recibió 80 millones de pesos para el combate a la Roya en el Soconusco, pero en lo único que invirtieron fue en camionetas de lujo último modelo. EL ORBE/Ildefonso Ochoa Argüello