Policías Estatales Retornan al Centro del Estado

1065
Policías Estatales Retornan al Centro del Estado
Policías Estatales Retornan al Centro del Estado

*Al Levantar el Paro la Municipal.
Tapachula, Chiapas; 15 de Agosto.- Los poco más de 200 policías estatales que arribaron hace diez días a Tapachula en siete comandos, regresaron en las últimas horas al centro del Estado, desde donde habían llegado.
Los uniformados llegaron el pasado viernes 4 de Agosto y de inmediato fueron concentrados a la zona rural alta del municipio, donde participaron en el desalojo de las fincas San José Nexapa y Anexo San Felipe, ubicados sobre la carretera que comunica al ejido “26 de Octubre”.
Ambas propiedades, invadidas desde hace más de 10 años, son propiedad de Carlos Bracamontes Gris.
En esa ocasión, los agentes del Ministerio Público que encabezaron el operativo, según el informe oficial, lograron convencer a los invasores para que se retiraran de los predios voluntariamente.
Después de ello, los uniformados se incorporaron a las tareas de vigilancia en la ciudad, luego del paro laboral en la Secretaría de Seguridad Pública Municipal.
Esas instrucciones permanecieron hasta el fin de semana, cuando los elementos estatales empezaron a retornan poco a poco a sus lugares de origen, y cuyo regresó concluyó este martes con los últimos.
La vigilancia policiaca en la ciudad regresó a la responsabilidad de la Policía Municipal, cuyos elementos se reincorporaron a sus tareas cotidianas bajo protesta, ya que el pliego petitorio de sus demandas no ha sido atendido.
Para la noche de éste martes estaba convocada una reunión entre una comisión de los policías y las autoridades locales, en donde se discutiría la forma en qué les pagarían los recursos federales del programa Fortalecimiento para la Seguridad (Fortaseg).
Así también sus otras peticiones a las que tienen derecho, como la dotación de uniformes, herramientas de trabajo, salarios homologados, comida digna, entre otros.
Los poco días en los que estuvieron los policías estatales en la ciudad, los índices delictivos disminuyeron considerablemente, sobre todo los asaltos a mano armada y robo de vehículos, que casualmente siguieron, pero en otros municipios aledaños.
Luego de muchos años, Tapachula cuenta con menos de 500 policías para la atención de todas las necesidades del municipio. Estos son divididos en dos turnos de 24 horas cada uno.
Si a esos se les resta a los elementos en vacaciones, enfermos, comisionados, en proceso de evaluación, en cursos, u otras encomiendas, significa que cada día poco menos de 200 policías tienen que cuidar las alrededor de 600 colonias y comunidades de todo el municipio, donde habitan unas 500 mil personas, entre residentes y flotantes.
Por lo mismo, y de acuerdo a los que establecen los estándares en materia de seguridad en el país, Tapachula debería de contar por lo menos con mil 500 elementos, para que al dividirlos y cubrir las comisiones, exista al menos un policía por cada comunidad. EL ORBE/ Ildefonso Ochoa Argüello