Incrementan Enfermedades Gastrointestinales en el Soconusco

467
Gran parte de la población consume alimentos contaminados o en estado de descomposición, en la vía pública.

* Por Malos Hábitos Alimenticios.

Tapachula, Chiapas; 29 de Noviembre.- En un hecho sin precedentes, cerca de cinco millones de personas, sobre todo menores de cinco años de edad, ha sido diagnosticadas en México con infecciones intestinales por diversos microorganismos.
De acuerdo a un balance de la Secretaría de Salud federal relacionado a lo ocurrido este año en territorio nacional, se conformó también que hay casi 70 mil diagnosticados con salmonelosis, de los cuales 17 mil 852 son en Chiapas.
La dependencia informó que hay poco más de mil casos del mortal rotavirus, de los cuales 108 corresponden a Chiapas.
La entidad presenta otras cifras que también son de preocupación, como la confirmación de mil 226 pacientes con Fiebre Tifoidea y otros 2 mil 52 con Paratifoidea.
Mientras eso ocurre, las enfermedades gastrointestinales en la región de la Frontera Sur han aumentado hasta en un 30 por ciento en los últimos días, debido al también incremento en las temperaturas ambientales propias del inicio de la temporada de sequía.
Así también, por los malos hábitos alimenticios. Ya que ese tipo de enfermedades están relacionadas con el consumo de alimentos contaminados con bacterias y, en algunos casos, en estado de descomposición.
Sergio René Torreblanca López, coordinador de Salud Pública en la Jurisdicción Sanitaria número VII, sostuvo que, uno de los factores principales que favorece esa situación es que, en gran parte de la ciudad, hay comerciantes ambulantes con venta de aguas de sabor y alimentos preparados sin la debida higiene.
Por ello, la población que tiene la necesidad de consumir esos productos o por costumbre, ponen en riesgo su salud ante las diversas enfermedades que ello conlleva, ya sea por una infección viral, bacteriana o parasitaria.
Regularmente, dijo, se presentan con síntomas como dolor abdominal, náuseas, vómito, fiebre, deshidratación, que son signos y síntomas de alarma que ocupan ser tratados en las unidades médicas de salud.
«Al incremento de la temperatura se da también el hecho de que muchos de nuestros alimentos llegan a degenerarse, con presencia de bacterias que afectan la salud de las personas que lo consumen; además de la forma inapropiada de lavarse las manos después de ir al baño”.
Ante ese aumento en el número de las personas afectadas con esas enfermedades, sobre todo en menores de cinco años, recomendó extremar las precauciones y acudir a un médico de inmediato en la presencia de los primeros síntomas. EL ORBE / Ildefonso Ochoa Argüello