Parque Miguel Hidalgo es Dormitorio y Baño Publico Para Migrantes

206
Parque Miguel Hidalgo es Dormitorio y Baño Publico Para Migrantes

Tapachula Chiapas; 12 de Febrero.- Migrantes de diversas nacionalidades ante la complacencia de la Policía Municipal y autoridades migratorias nuevamente se han apoderado del parque central “Miguel Hidalgo” en Tapachula, situación que genera un clima de inseguridad y de contaminación para la población que acude a uno de los lugares públicos más representativos de la ciudad.
Y es que, a diario, varios migrantes en estado de ebriedad o bajo el efecto de otras sustancias adictivas ocupan las bancas instaladas en la plaza públicas como su principal dormitorio, así como las áreas verdes como su letrina, sin que elementos de la policía municipal impiden estas acciones, a pesar de que se tratan de prácticas ilícitas.
En entrevista, Héctor de la Cruz Amador, dio a conocer que, es inconcebible que a unos cuantos metros del Palacio Municipal se presentan actos fuera de la ley y que la misma autoridad lo permita, situación que ha ahuyentado a las familias, ya que la presencia de migrantes y borrachos, además de ser representar una mala imagen también es un problema de inseguridad.
Tal y como fueron captados por la lente de EL ORBE, los migrantes usan las bancas como dormitorios públicos durante toda la noche y la mañana, sin que sean apercibidos por los policías municipales, quienes supuestamente están a cargo de la seguridad del parque central.
Dijo que, anteriormente la población llegaba al parque al descansar luego de realizar sus compras, pero ahora ya no acuden a este lugar porque prácticamente no hay lugar para hacerlo, ya que las bancas, tanto de metal como de concreto son ocupados por los migrantes, quienes colocan mochilas o bien están acostados sobre los lugares que están habilitados para sentarse.
“Las familias que vienen de compras y quieren sentarse un rato bajo la sombra de los arboles no pueden hacerlo porque las bancas están ocupadas por hondureños, haitianos y demás extranjeros” sostuvo.
Además, es lamentable que las autoridades municipales que los migrantes utilicen las jardineras para hacer sus necesidades fisiológicas, ya que se orinan o defecan en las mismas, y generan malos olores, que representan un foco de infección para la población que acude a este lugar.
El entrevistado mencionó que, hay migrantes que a plena luz del día consumen drogas y bebidas alcohólicas en el parque y aunque denuncian estas prácticas ilícitas ante policías municipales, pareciera que los responsables del orden y la seguridad les tienen miedo a los extranjeros porque no les hacen nada y todo esto aumenta el temor entre la población, por lo que muchos se abstienen en llegar a la plaza pública. EL ORBE/ Marvin Bautista