Decidieron quedarse varados en Tapachula, luego de que el gobierno federal les otorgó atención médica gratuita y medicamentos

597