ALFIL NEGRO

910
ALFIL NEGRO
ALFIL NEGRO

Gallos Calados
Oscar D. Ballinas Lezama

En los avatares de la política chiapaneca ya se encuentran listos los dos gallos soconusquenses para dar la ‘madre de todas las batallas’ en las elecciones del 2018; José Antonio Aguilar Bodegas y Luis Armando Melgar, son las cartas costeñas que habrán de jugarse el todo por el todo, en busca de llegar a la gubernatura de esta entidad.
Ni duda cabe que, por primera vez en muchos años de la historia de Chiapas, se avizora un ambiente caldeado en el que se espera participen como candidatos de relevo de Manuel Velasco Coello, cinco aspirantes cuyos nombres ya cabalgan sobre los caballos del rumor que predomina en boca del pueblo.
Rutilio Escandón Cadenas (por el municipio de Venustiano Carranza), Eduardo Ramírez Aguilar y Roberto Albores Gleason (por Comitán de las Flores), mientras que Luis Armando Melgar y José Antonio Aguilar Bodegas (representarán a Tapachula); una vez que arranquen de manera oficial en el partido que les toque representar, los chiapanecos habrán de ver quién de los cinco tiene más saliva para tragar más pinole.
Podríamos hablar de los cinco magníficos, porque todos son hombres de bien, quizás algunos con más experiencia y trabajo a favor de sus conciudadanos, sin embargo, será el pueblo quien decida con el sufragio quién deba ser su próximo gobernante, mientras tanto, la moneda sigue en el aire al igual que la distribución de los partidos, tomando en cuenta que por el PRI podría ir Albores Gleason, por el PVEM, Eduardo Ramírez Aguilar; Morena tiene ya a Rutilio Escandón Cadenas; sólo faltan acomodarse los ‘huacaleros’, Melgar y Aguilar Bodegas, que tienen al PAN, PRD, MC y los dos partidos pequeños creados en la entidad; sin embargo, la tómbola de los partidos sigue dando vueltas y puede haber sorpresas.
Por lo pronto, Josean ya dijo ‘esta boca es mía’, tomó el toro por los cuernos y renunció a su cargo en la Secretaría del Campo para buscar una candidatura rumbo a la gubernatura chiapaneca; el Expresidente de Tapachula atrajo la atención de los medios al anunciar que se desmarcaba del PRI y mencionó que podría ir como abanderado del PRD o el PAN, añadiendo que sentía mucho abandonar el tricolor, pero no le dejaban de otra los ‘agandalladores’, refiriéndose a ‘el mata tigre’ y al ‘clavillazo’.
El que viene caminando muy calladito y ’pián pianito’, es el senador ambientalista, Luis Armando Melgar, al que no hay que quitarle la vista de encima porque, sin tantas nueces está haciendo ruido en las altas esferas, que es donde se ‘envuelven los tamales’ de la política de alto nivel y es ahí, donde el parlamentario tiene su fortaleza para la búsqueda de un boleto que le permita participar en la competencia electoral del próximo año.
Eduardo Ramírez Aguilar, uno de los ‘gallos calados’ oriundo de Comitán, ya mostró la gente que trae y su gran poder de convocatoria, así como su voluntad de seguir sirviendo a sus conciudadanos; el haberse deslindado a tiempo del PRI le ayudó a subir sus bonos de popularidad, sin embargo, el Jaguar parece haberse tomado un respiro, luego de tener un arranque muy fuerte rumbo a la candidatura, que a estas alturas nadie duda será por el PVEM y posiblemente, vaya apuntalado por los dos partidos nacidos en Chiapas, lo que le convierte en un candidato muy fuerte y en uno de los favoritos para ganar la contienda del 2018.
Es claro que en política nada está escrito, muchas veces la ‘liebre brinca por donde menos se espera’; principalmente en una competencia en la cual casi todos los participantes han hecho un buen trabajo, algunos como funcionarios públicos y otros como representantes populares.
Tal es el caso de Rutilio Escandón Cadenas, un hombre sencillo, con un espíritu de servicio a toda prueba, quien ha manifestado que a Chiapas hay que cuidarlo con devoción y justicia; el hijo predilecto del municipio de Venustiano Carranza, ha logrado con su trabajo decente y profesional la simpatía de miles de chiapanecos, eso lo coloca también como otro ‘hueso duro de roer’ en la competencia electoral, que según el calendario chino se avecina en el año del ‘dragón’.
Quizás el candidato más débil, aparentemente, pudiera ser Roberto Albores Gleason, cuya desventaja no solamente es representar a un partido como el PRI, que a estas alturas la mayor parte de los electores le hacen ‘el fuchi’, sino que además el Senador comiteco dividió las huestes priistas en Chiapas y por si fuera poco, no tiene ningún trabajo estructural como representante popular y eso, aunque no se cuente, cuenta mucho.
En Chiapas se realizan acciones concretas para ayudar a los damnificados del terremoto, que sacudió esta entidad el pasado 7 de Septiembre; así lo confirmó el gobernador Manuel Velasco Coello, quien añadió que la ayuda la hace en coordinación los tres niveles de Gobierno.
Por otro lado, Aurelio Nuño, jura y perjura no alcanzará el dinero de los impuestos para rehabilitar las escuelas en el país. Pero lo que no ha aclarado el Gobierno Federal es ¿qué pasó con los más de 35 mil millones de Dólares que presuntamente les dieron en donaciones?