EL QUINTO PODER DE MEXICO

179
EL QUINTO PODER DE MEXICO
EL QUINTO PODER DE MEXICO

Ernesto L. Quinteros

México, Vergüenza Internacional

Después de que nuestro Gobierno aceptara todas las humillaciones, insultos y amenazas lanzadas por el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, convirtiéndose en una vergüenza internacional, en nuestro país, ni la clase política emanada de la Cuarta Transformación, ni los diferentes sectores sociales comprenden haber aceptado convertirse en el patio trasero de nuestros vecinos del norte.
Una cosa es incrementar las medidas de seguridad y contener el impresionante flujo migratorio procedente de Centroamérica desde la frontera sur de México, por lo que ya se ordenó desplegar seis mil elementos de la Guardia Nacional a esta región, y otra cosa es haber aceptado que todo aquel ciudadano de cualquier parte del mundo que ya está en Estados Unidos en espera de asilo político, o regularizando su situación migratoria en aquel país, sea enviado a México, para que desde aquí sigan esperando.
Desde el pasado fin de semana, Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores, ha cacaraqueado la decisión del Gobierno estadounidense, de enviar a todos esos migrantes que ellos tienen en espera, como si se tratará de la obra más relevante del presente sexenio.
Sí, estimado lector, como usted lo lee, nuestro país tendrá que dar refugio, comida y atención a todos esos migrantes que Estados Unidos deseche. Y eso cuesta millones de Pesos, y que seguramente financiarán con nuestros impuestos, no hay más.
Por ello, a partir de este martes, Estados Unidos comenzará a aplicar protocolos de protección a migrantes y todas aquellas personas que entren a la unión americana de forma ilegal e inicien su trámite, serán entregadas a México para que esperen su proceso en nuestro país. ¡Chulada! ¿no cree?
El primer envío de migrantes a México es de “ocho mil personas”. La pregunta es ¿cuánto gastará el Gobierno de México en la atención a estos migrantes?
Entonces nos damos cuenta que nuestros funcionarios federales y diplomáticos que anduvieron viaticando en Washington, no fueron parte de una negociación. Solo fueron a que les notificaran cuáles habían sido las decisiones tomadas por Trump.
En años anteriores el mandatario estadounidense amenazó a México que se construiría un muro, y que nuestro país lo iba a pagar. Todos, incluyendo a López Obrador exigieron al entonces presidente Enrique Peña Nieto sostuviera una posición digna, manifestando el rechazo a esa disposición. Y así fue.
Pero hoy, tanto AMLO y los funcionarios encargados de atender los temas internacionales, cayeron en el juego perverso del Presidente estadounidense, que con una simple amenaza los puso de rodillas.
Definitivamente la sumisión, subordinación y aceptación de humillaciones no debe de ser el camino a tomar por parte de nuestro Gobierno, ya que esto históricamente ha generado más hostilidad por parte de nuestros vecinos.
Definitivamente considero que hizo falta una respuesta firme y digna por parte de nuestro Gobierno. México y su pueblo ha tenido momentos históricos, y siempre han estado a la altura de las circunstancias en la adversidad.
Decir que se van a subir los aranceles a los productos de México que ingresan a EU, no es un tema menor, pero hoy nuestro país demostró no solo sumisión, también fragilidad ante el imperio sediento de más y más poder.
Obviamente la amenaza de Trump llegó en un momento difícil para el actual Gobierno Federal, en donde las calificadoras internacionales recortan la perspectiva crediticia de México.
Pensar que EUA va a pelear con México por un tema arancelario, es un error, nuestros vecinos del norte tienen problemas más grandes que atender.
Lamentablemente caímos en su juego. Sólo falta que México termine construyendo y pagando el muro en la frontera norte de nuestro país.
Por hoy ahí la dejamos, nos leemos mañana. ¡Ánimo!
Comentarios y denuncias: [email protected]
Visita: www.elorbe.com.mx