Reseña

290
RESEÑA
RESEÑA

Infierno en la Tormenta
Luis Armando Pacheco

Esta semana se estrena la nueva película del famoso director y productor Sam Raimi (El Hombre Araña, Evil Dead, Arrástrame al Infierno) Infierno en la Tormenta, la cual intenta combinar dos géneros a la vez: el Terror y el Desastre.
Infierno en la Tormenta es la nueva película de Alexandre Aja (Alta Tensión, 2003), la premisa nos lleva a Florida donde un huracán amenaza con destruir las ciudades costeras del Estado, una joven estudiante universitaria al no saber nada de su padre va en su búsqueda para llevarlo a una zona segura, lo encuentra en su antiguo hogar, sin embargo, este está completamente infestado de cocodrilos, juntos tendrán que escapar antes de que el agua ascienda. La película es bastante disfrutable, al igual que las películas más recientes del productor Sam Raimi, agarra temas viejos y les da un nuevo giro para que el género de terror siga siendo fresco.
Sin embargo, a pesar de tener una premisa bastante original esta película no puede evitar caer en los viejos clichés del género, donde los personajes muchas veces evitan usar soluciones más fáciles e inteligentes, o donde son virtualmente invencibles al daño físico. La película en sí tiene un guión bastante compacto, pero débil, que deja muy poco a lo visual y todo lo demás a la exposición de los personajes, muchas veces rompiendo la tensión. Otro defecto es el sonido y su inconsistencia en escena, a veces la tormenta es increíblemente fuerte para que los personajes se griten unos a otros y otras veces convenientemente silenciosa para que puedan mantener conversaciones casi en susurros. Aún así, el mix de audio está bastante bueno dándole dimensionalidad a los ruidos de la película.
Otro problema que encontré es más con el realismo de la cinta ya sea representando a los cocodrilos en pantalla o con las heridas sufridas, muchas veces estos animales son excesivamente brutales cayendo casi en pura parodia, otras veces se comportan completamente pasivos en sus acciones, sobre todo con los protagonistas, siendo uno de estos capaz de nadar más rápido que un cocodrilo (lo cual me sacó una carcajada en media película) o recibiendo heridas tan solo superficiales sin comparación a las heridas en la vida real que pueden provocar.
Las actuaciones fueron bastante buenas en esta película, sí se nota que intentaron meter más drama del que figuraba en el guión. Los efectos especiales son variables, para mí; a veces se ven impresionantes con casas inundándose y destruyendo props y otras veces se ve terrible con una toma donde se ve una ciudad inundada, sin nada real en pantalla. Aún así es bastante disfrutable.
En conclusión, es bastante disfrutable y entretenida, la verdad. Es una película de horror bastante original hasta eso, si quieren ver algo de sustos de verano esta semana la recomendaría.
Síganme en Twitter para ver opiniones cortas de películas y recomendaciones en @itspach.