ALFIL NEGRO

362
ALFIL NEGRO
ALFIL NEGRO

Por Oscar D. Ballinas Lezama

“El prudente ve el peligro y se esconde, pero el necio sigue adelante y sufre las consecuencias” (Proverbios 22:3)

Terminan la Cuarentena

Ayer fue día de gran movilidad en Tapachula, cientos de vehículos y personas salieron a las calles y abrieron muchos negocios no esenciales, adelantándose a la víspera del desconfinamiento autorizado por el Gobierno Federal en todo el país.
Los expertos en salud afirman que dejar la cuarentena, cuando la curva de la pandemia está muy lejos de darse, es un acto de locura e irresponsabilidad por parte de las autoridades sanitarias en México; las que podrán decir misa, pero no deberían minimizar que hay semáforo rojo en todo el país, lo que podría generar una nueva oleada de contagios por Covid 19.
Nos queda claro que ningún jorobado puede ver su joroba, sin embargo, los gritos de advertencia de los expertos en el tema sanitario y de la misma Organización Mundial de la Salud, no deberían echarse en saco roto; lo que está en juego, no es solamente el patrimonio económico de las personas, sino su propia vida, que si la pierde ya no retoñará.
Si bajo advertencia y ordenamiento de las autoridades de salud de los tres niveles de gobierno, mucha gente optó por ignorar y desobedecer las medidas preventivas, quien puede asegurar ahora, que esta gente irresponsable va obedecer las reglas sanitarias en el desconfinamiento; por decreto presidencial, el lunes próximo dará inicio “la nueva normalidad”. En medio de la turbulencia sanitaria y económica que ha generado la pandemia del coronavirus, millones de personas esperan con ansias la llegada del día 1º de junio para abrir sus negocios, salir a las calles a vender, comprar o simplemente para tomarse un café y habrá quienes, celebren sus fiestas pendientes.
El secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán, comprometió a las escuelas a efectuar un curso de tres semanas para validar el nivel de aprovechamiento de millones de estudiantes del programa “aprendiendo en casa”. El funcionario federal afirmó que los estudiantes regresarán en junio a las aulas por tres semanas, con el uso obligatorio del cubrebocas, respetando la sana distancia en las entradas y salidas de sus centros educativos.
La idea de las autoridades educativas en México es que los estudiantes sean evaluados durante tres semanas, dándoles una semana después como vacaciones y tendrían que regresar a clases presenciales el 10 de agosto, siempre y cuando la pandemia que ya fue domada (según las autoridades federales), mantenga el semáforo en verde en toda la nación azteca.
“No vamos a cultivar el miedo, sembraremos una educación basada en cuido del otro”, dijo el titular de la SEP, Esteban Moctezuma, quien explicó que el regreso a clases se hará dentro de un ambiente seguro, para lo que se organizarán comités participativos de salud escolar y se crearán filtros sanitarios en casa del alumno, la escuela y sus salones de clases, con lo que se piensa detectar a cualquier estudiante contagiado de Coronavirus.
Por su parte el gobernador de Puebla, Miguel Barbosa, se ha lavado las manos en el desconfinamiento del próximo lunes, argumentando que no es buen momento para regresar a las calles y olvidarse de la cuarentena, ya que la pandemia estará en su contagio más alto hasta el mes de agosto, según la Secretaría de Salud en el país, por lo que no está de acuerdo en que se dé el desconfinamiento, sin embargo, aceptó que donde manda capitán no gobierna marinero y tendrá que acatar la disposición del Gobierno Federal.
En otras cosas, trabajadores del sector salud en Chiapas afirmaron que no ha sido coincidencia que al menos 500 empleados de esa institución se manifestaran en contra de las actuales autoridades, ya que la mayoría de ellos han sido beneficiados con supuestos permisos para no presentarse a trabajar y evadir sus responsabilidades laborales en tiempos del coronavirus, se presume que esos documentos han sido elaborados con la autorización de la lideresa María de Jesús Espinoza de los Santos y en Tapachula, avalados por el pastor Manuel de Jesús Vázquez López, quien funge como dirigente de la sección sindical en esta región costa.
Los inconformes, aseguran que estos dos líderes sindicales no son justos y causan desorden al permitir que muchos trabajadores del sector Salud, sean explotados laboralmente imponiéndoles horas extras forzadas, mientras quienes presuntamente pagan cuotas o dividen su salario con el sindicato, se les permite faltar continuamente sin tener descuento salarial alguno. Finalmente, expresaron que al parecer lo único que les interesa a sus dirigentes sindicales, es el manejo del dinero de las cuotas que asciende a 7 millones de pesos aproximadamente.
¡Quédate en casa!, Chiapas aún sigue en semáforo rojo.