El 2021 Revelará Mayor Desempleo y Quiebra de Empresas: ABM

77

El presidente de la Asociación de Bancos de México (ABM), Luis Niño de Rivera, dijo que el año próximo tendrá impactos en desempleo y cierre de empresas, ante el reacomodo de todas las industrias por un efecto tardío del golpe a la actividad económica de la pandemia de Covid-19.
«Hay una reacción tardía que se revela en desempleo y quiebra de empresas de por lo menos un año en lo que se cae el Producto Interno Bruto y se empiezan a manifestar estos fenómenos. ¿Esto qué quiere decir? que en 2021 va a empezar a revelar mayor desempleo y mayor desaparición de empresas. Y después viene el reacomodo de las empresas en los diversos sectores industriales.
«Las más dinámicas, las más jóvenes, las más resilientes, las que más pronto se adaptaron al nuevo entorno se van a quedar con la industria y las demás desaparecerán y el reacomodo de capital, de mano de obra, de capacitación y de reacción, en esta transacción que estamos viviendo. El que no pueda adaptarse y adoptar estas nuevas tecnologías se va a quedar fuera», dijo.
Al participar en el Décimo Congreso Internacional de Investigación Financiera, Niño de Rivera hizo referencia al boletín 31 del Banco Internacional de Pagos (BIS), quien advierte el escenario de quiebras de empresas. Incluso, hace unos días el gerente general del BIS, el exgobernador del Banco de México, Agustín Carstens, advirtió sobre un incremento en bancarrotas por la reubicación de apoyos por parte de los gobiernos en varios países del mundo para enfrentar la recuperación después del impacto de la pandemia.
Reestructuran Clientes 75 mil mdp en Créditos Afectados por Covid-19.
Sobre México, Niño de Rivera dijo que los clientes de la banca que se vieron afectados en sus ingresos por la pandemia de Covid-19, ya comenzaron a reestructurar sus créditos con distintos bancos y al 30 de septiembre pasado se han reestructurado 75 mil millones de pesos.
El banquero recordó que la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) emitió facilidades contables el pasado 8 de octubre para que los bancos apliquen de forma voluntaria planes de reestructuras con los bancos, a fin de apoyar a los clientes que no pueden continuar con el pago normal de sus créditos.
«Lo que necesitamos hacer con este programa de reestructuras es que deben incrementar la probabilidad de pago de los créditos para que los acreditados reciban un beneficio económico real», dijo.
Ante la aplicación de estos programas, Niño de Rivera dijo que los clientes deben cuidar su historial crediticio y sigan manteniendo su acceso a crédito, con lo que hay posibilidades de entrar a las reestructuras hasta el 31 de enero de 2021.
El banquero recordó que las reestructuras ofrecen reducción de pagos hasta 25% en periodos a 48 meses y de 20% a plazos mayores e insistió en tener cuidado con el uso de quitas por parte de los clientes de los bancos, ya que impactan directamente sobre los recursos de los clientes administrados por los bancos.
«Si dejamos de cobrar un peso de capital tenemos que prestar 38.50 pesos durante un año y cobrarlo para recuperar ese peso. Eso es con los datos que tenemos a julio, una rentabilidad de la cartera de 2.6%. Si esto se contrae y el rendimiento llegara a 2%, tenemos que buscar 50 pesos para recuperar un peso. Esto se vuelve un círculo vicioso, porque no nos pagan capital, no ganamos suficiente dinero, tenemos que colocar más y se vuelve muy complejo en una situación económica que tenemos», dijo.
Niño de Rivera dijo que como parte de la recuperación económica, los bancos continuarán con las reestructuras pero se necesita mantener el crédito para impulsar el consumo y la creación de empleos.
«Mayor apoyo a nuestros clientes de crédito sin duda lo seguiremos haciendo. Pero no es solo reestructurar lo que nos va a ayudar sino reactivar a los sectores estratégicos para estimular la demanda y generar empleos donde hace más falta», dijo. Sun