Arriba la 2ª. Caravana de Hondureños a Suchiate

665
Arriba la 2ª. Caravana de Hondureños a Suchiate
Arriba la 2ª. Caravana de Hondureños a Suchiate

*Puente Internacional México-Guatemala. La Policía se Refuerza.

Tapachula, Chiapas; 25 de octubre. – A pesar de los operativos militares y policíacos implementados en Guatemala para tratar de frenar una segunda caravana de hondureños que partió de su nación al inicio de esta semana, los migrantes pudieron burlar las vigilancias de ese país e incluso la del Gobierno de México, porque en la tarde de este jueves llegaron a Suchiate, en territorio chiapaneco
A diferencia de sus antecesores que trataron de ingresar a territorio azteca por el puente Internacional Rodolfo Robles, popularmente conocido como Suchiate 1, la nueva oleada prefirió internarse a Chiapas utilizando balsas.
Al cierre de la edición se reportaba que ya habían ingresado de esa manera unos mil hondureños, pero que otros tres mil venían en tránsito en tierras chapinas, en alguna parte de sus alrededor de 250 kilómetros de ancho.
Esta segunda oleada multitudinaria de personas centroamericanas hacia México, definitivamente optó por avanzar de manera ilegal, tanto en Guatemala como ahora en México.
Los que han ido llegando se concentraron en el Parque Central de Ciudad Hidalgo, en la cabecera municipal de Suchiate, donde esperarán a que vayan arribando el resto del contingente, que reportaba problemas para avanzar.
En la víspera, los retenes en Guatemala para persuadir su avance, motivó a que la columna humana se dividiera en dos partes. La primera que dirigió su camino hacia la ruta del Pacífico, siguiendo los pasos de sus connacionales que le llevan ventaja en la Costa de Chiapas; mientras que la otra se reportó que iba con rumbo a la Sierra, entre los dos países.
Sabiendo que esa fracción se acercaba a la frontera con Chiapas, la Policía Nacional Civil (PNC) de Guatemala y la Federal en México reforzaron el cruce internacional y se preparaban para encapsular también a ese nuevo grupo.
Para ello se distribuyó, además, personal del INM y de la Policía Federal a lo largo de la ribera del río, en donde se creía arribaría el grupo.
Sin embargo, fueron sorprendidos porque del parque de la comunidad fronteriza de Tecún Umán, en Guatemala, se diseminaron por calles y callejones diferentes hasta llegar a las orillas del río Suchiate y abordar decenas de balsas que ya los esperaban y atravesar en menos de cinco minutos el afluente.
Pareciera que todo estaba plenamente coordinado, tanto los participantes de la nueva caravana, como los balseros, la ruta y el momento justo para hacerlo.
Según algunos de los que ya llegaron a Ciudad Hidalgo, los motivos principales para abandonar sus tierras fue la falta de oportunidades, altos niveles de inseguridad, miseria, violencia, entre otros.
De llegar la mayoría en las próximas horas, calculan que podrían emprender su caminata por Chiapas este mismo viernes por la tarde o el sábado por la mañana.
Las autoridades de las dos naciones hermanas mantienen cerrado ese Puente Internacional y siguen ofreciendo a los flujos que están llegando, un programa de repatriación segura o la oportunidad de entregarse voluntariamente y llenar los formatos para aspirar a ser refugiados o asilados.
Los visitantes decidieron no aceptar ninguna de esas dos alternativas y avanzar en su deseo de llegar a los Estados Unidos, aunque están consientes de que muchos de ellos se quedarán en el camino a residir en alguna parte de México.
El presbítero, Mauro Verzeletti, encargado de la Casa del Migrante en Guatemala, dio a conocer a los medios de comunicación que ese lugar ha atendido a 11 mil 500 personas en los últimos diez días, la mayoría hondureños.
CASI DOS MIL SOLICITUDES DE REFUGIO EN UNA SEMANA
Mientras eso ocurre, en la última reunión en materia de seguridad nacional realizada este jueves en Tapachula, se dio a conocer el balance actualizado sobre la asistencia otorgada a la primera caravana de hondureños por parte del Instituto Nacional de Migración (INM).
Según se dijo, hasta la noche de este jueves había mil 743 solicitudes de condición de refugio recibidas ante las autoridades mexicanas.
Paralelamente, 196 extranjeros de esa nacionalidad que viajaban también en la marcha, decidieron declinar en sus aspiraciones de llegar a los Estados Unidos y, en cambio, pidieron a México que los apoyara en el retorno asistido a su país de origen, desde Tapachula.
Se informó que, a las personas migrantes alojadas en las instalaciones de la Feria Mesoamericana, al sur de la ciudad, las cuales fueron habilitadas como albergue, se les ha dado atención humanitaria a través de los Grupos Beta y los Oficiales de Protección a la Infancia.
De igual forma, que cuentan con atención psicológica proporcionada por el Gobierno del Estado de Chiapas y la Comisión Nacional de los Derechos Humanos; mientras que la atención a niñas, niños y adolescentes migrantes ha estado a cargo del DIF estatal.
En el caso de Protección Civil estatal, se indicó que brinda apoyo y la infraestructura necesaria; y que se establecieron dos aulas a cargo de la Secretaría de Educación Pública y una ludoteca; y, los servicios médicos, son proporcionados por la Secretaría de Salud estatal, la Policía Federal, la Cruz Roja Mexicana y la Cruz Roja Internacional.
En el balance de las acciones emprendidas por parte del Gobierno Federal, el del Estado y los organismos internacionales, se indicó que la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (COMAR), en coordinación con el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), continúa trabajando en el registro y atención a los solicitantes de la condición de refugiado.
Las autoridades del Gobierno Federal, según recalcaron, mantendrán, en estrecha colaboración con el Gobierno de Chiapas, la asistencia humanitaria dirigida a las personas migrantes alojadas en la Feria Mesoamericana.
LAS OTRAS CARAVANAS SIGUEN SU MARCHA
Este jueves también hubo actividad en los otros flujos de extranjeros que hay en territorio chiapaneco, como el caso de las Madres de Migrantes Desaparecidos que desde hace tres días están en la frontera sur.
Por la mañana, las 29 mujeres centroamericanas participantes y un coordinador, estuvieron en el municipio de Suchiate, en donde estuvieron en el Parque Central para presentar las fotografías de sus familiares, en el ánimo de que alguien pueda reconocerlos y brindar alguna pista que dé con el paradero de alguno de ellos.
Aprovecharon su presencia en ese municipio para hacer un recorrido por la ribera del río, en donde presenciaron como llegaba la segunda caravana de hondureños a tierra azteca.
También realizaron la búsqueda en ranchos y fincas de esa región, donde comúnmente contratan a personal centroamericano en labores del campo.
Por la tarde emprendieron su viaje a Frontera Comalapa, enclavada en la Sierra de Chiapas, con la finalidad de continuar en esta 14 edición de su caravana, la cual prevén concluir el próximo 8 de noviembre.
Mientras que la primera oleada de migrantes que entró a Chiapas el domingo pasado, volvió a emprender su viaje a lo largo de la Costa de Chiapas, luego de que el miércoles había viajado del municipio de Huixtla al de Mapastepec.
Este jueves, a pesar del cansancio que presentan el haber caminado hasta ahora unos 500 kilómetros desde que salieron de su patria, viajaron hasta el municipio de Pijijiapan, donde se concentraron en la plaza central.
El contingente utilizó la carretera costera para ello y pasó los retenes de la Policía Federal y los migratorios, sin que se reportaran incidentes.
A pesar de que es muy difícil contar a quienes participan en esa movilización, se calcula que iban unos 5 mil, entre hombres, mujeres y niños; es decir, alrededor de la mitad de los que llegaron al Puente Internacional el domingo, intentando cruzar a México.
Si se toma en cuenta los que retornaron por su voluntad y los que buscan refugio y asilo, se cree que entre Tapachula y Pijijiapan se les perdió la pista a unas mil personas de la primera caravana. Estos pudieran haberse quedado en una de las ciudades del Soconusco, en el ánimo de quedar se residir.
La jornada del viernes será un poco pesada porque intentarán llegar al municipio de Tonalá, para que el sábado lo hagan rumbo al de Arriaga.
Algunas versiones señalan que, en ese último punto, trataran de abordar el ferrocarril carguero que, de concretarlo, los sacaría del estado con rumbo al de Veracruz y después al centro del país o al Tamaulipas, frontera con Estados Unidos. ELORBE / Ildefonso Ochoa Argüello