Transportistas de Carga con Pérdidas por Cierre del Libramiento Dueños de Predios No Permiten que Hagan un Paso Provisional

405
Entrevistó EL ORBE al Gobernador Rutilio Escandón, quien dijo que dará solución inmediata para la vialidad y reparación de este puente. Los afectados manifestaron que debe iniciarse cuanto antes la reparación del puente, el cual presenta severas afectaciones causadas por las lluvias y el caudal del río Coatán.

* LA CARRETERA LLEVA CERRADA MÁS DE TRES MESES, POR LO QUE LOS TRÁILERS Y CAMIONES PESADOS TIENEN QUE INTERNARSE EN LA CIUDAD, PROVOCANDO ACCIDENTES Y DAÑANDO LAS CALLES, ADEMÁS DE HACER RECORRIDOS MÁS LARGOS PARA LA ENTREGA DE MATERIALES.

Tapachula, Chiapas; 23 de agosto de 2020.- El cierre vial del libramiento de Tapachula ocasiona millones de pesos semanales en pérdidas, porque para el transporte público y de carga representa tener que reducir el número de corridas y entrar a la zona urbana de la ciudad.
Durante la última semana, transportistas en su modalidad de colectivas protestaron en esa carretera en dos ocasiones y amenazaron que abrirían el paso por la fuerza, pero acordaron con las autoridades a que, en un plazo no mayor a ocho días, se iniciarían acciones determinantes.
Esa importante vía de comunicación fue clausurada por Protección Civil, luego de que una parte del puente sobre el río Coatán presenta hundimientos y se corre el riesgo de que en cualquier momento se pueda desplomar.
Este domingo, los Camioneros de Volteos Unión Patronal Zona Costa, se unieron a esa inconformidad popular, luego de que a tres meses de haber sido cerrado el paso, aún no se ha iniciado la rehabilitación del puente.
Bartolo Vázquez Agustín, en representación de ese gremio, dijo en entrevista para EL ORBE que están muy inconformes por lo ocurrido el libramiento, «ya que el puente se está colapsando y tiene más de dos meses que estamos sufriendo porque la vía esta tapada».
Señaló que la petición unánime es a los tres niveles de gobierno para que sumen esfuerzos para dar solución a esa problemática.
«Necesitamos esa vía, ya que nos dedicamos al transporte pesado y no podemos estar atravesando la ciudad. Esta situación ha ocasionado que sea lenta nuestra accesibilidad, ya que a cada rato nos están parando los agentes de Tránsito y no tenemos otra alternativa», apuntó.
Por ejemplo, la entrega del material pétreo que transportan se les hace mucho más lenta. Hasta antes del cierre de esa carretera realizaban al menos cinco viajes y ahora apenas logran cubrir dos.
El material se compra, regularmente, en los ejidos Álvaro Obregón o Viva México, llegan hasta el libramiento y los llevan a varias partes de la región, pero durante todo este tiempo han tenido que entrar a la parte urbana, con lo que se ha generado un caos vial permanente, infinidad de accidentes con saldos fatales y la destrucción de las calles.
Los transportistas de colectivas pidieron que se abra un paso alterno al puente y que en esas maniobras participen especialistas del Ejército Mexicano, como lo hicieron durante los problemas que dejó a su paso el huracán Stan, de hace 15 años.
Sin embargo, propietarios de esos terrenos contiguos al puente, que no tienen absolutamente ningún cultivo y ningún otro uso, no han querido prestar un tramo para que se realice el paso provisional, a pesar de que se trata de un bien común y de manera provisional. EL ORBE / Enrique Salazar