El Libramiento Sur de Tapachula Convertido en Trampa Mortal Para Peatones y Automovilistas

469
No hay mantenimiento por parte de las autoridades federales, estatales y municipales en tan importante vía. Al Libramiento Norte le falta un puente y la 17 Oriente-Poniente está cada vez más congestionada.

*MULTIPLES HOYOS Y ZANJAS IMPOSIBILITAN EL TRÁNSITO VEHICULAR, REGISTRÁNDOSE A DIARIO LAMENTABLES ACCIDENTES.

Tapachula, Chiapas; 26 de Octubre del 2020.- Los conductores del transporte público y privado que todavía tienen el valor de transitar por el pedazo de libramiento con el que cuenta Tapachula, sufren una calamidad, ya que esa carretera está literalmente despedazada, al grado de que ya no hay un espacio sin caer en los gigantescos hoyancos.
Arturo Barrios Cardona, uno de los choferes afectados, ya tiene varios años que esa carretera está intransitable, pero ahora está mucho peor.
Para quienes se animan a pasar por ahí, se meten en un caos porque quedan expuestos a ponchaduras de llantas y a desperfectos en sus unidades automotrices al caer en tremendos cráteres, abundó.
En entrevista para este rotativo, aseguró que no solo son los desperfectos que se ocasionan en los carros, sino también al zigzaguear, se exponen a chocar con otras unidades, sobre todo cuando conducen en horas de la noche por la oscuridad de la carretera.
Asimismo, los que se quedan varados en la carretera con sus vehículos descompuestos, son presa fácil de asaltantes, quienes aprovechan la soledad para cometer sus fechorías.
Así como está el Libramiento, dijo, pareciera que se trata de una carretera de un país pobre, cuando que en México hay riquezas producto del petróleo, de las minas y de otros.
Además, que ese tramo era utilizado para que miles de unidades evitaran entrar a la zona urbana de la ciudad, sobre todo los camiones de carga.
Esa vía alterna de Tapachula se construyó en el año 2000, pero el presupuesto solo alcanzó para construir dos de los cuatro carriles proyectados, y desde entonces quedó a medias
Tampoco se hizo el Libramiento Norte, que fue anunciado en sexenios anteriores.
Hoy, funciona a medias porque, debido a tantos hoyos, los usuarios han colocado llantas en los baches para advertir a los conductores que están en peligro de muerte.
Por si fuera poco, desde hace ya vario meses quedó cerrado el paso en el tramo cercano a la comunidad de Viva México, porque el puente sobre el río Coatán sufrió desperfectos, que todavía no han sido reparados. EL ORBE / Nelson Bautista