Concluye Exposición de la Réplica de la Capilla Sixtina

1250
Concluye Exposición de la Réplica de la Capilla Sixtina
Concluye Exposición de la Réplica de la Capilla Sixtina

 

*Admirada por Turismo Local y Centroamericano.

Tapachula, Chiapas; 7 de Septiembre.- Luego de tres semanas de exposición, la réplica de la Capilla Sixtina, una de las más visitadas en México, concluyó su paso por Chiapas.
Su jornada por territorio nacional la inició a principios de año en la Ciudad de México, después en Toluca y Querétaro, mientras que en Julio, la monumental obra fue exhibida en la capital, Tuxtla Gutiérrez, y desde el 18 de Agosto, fue abierta al público en Tapachula. Su próximo destino será Monterrey.
La reproducción en tamaño natural de la obra maestra del Renacimiento, se exhibió de manera gratuita y, hasta ahora, se calcula que poco más de dos millones de personas han asistido a las regiones en donde se ha presentado.
En menos de nueve meses se ha convertido en la muestra itinerante más visitada en el país, que es la primer nación autorizada para reproducir -en tamaño natural- la obra Patrimonio Cultural de la Humanidad preservada por El Vaticano.
El monumental proyecto es único en el mundo y sobresale por su exactitud. La Oficina de Museos del Vaticano supervisó su fidelidad, a cargo de un equipo multidisciplinario de profesionales mexicanos, cuya elaboración consumió 170 noches y dos millones 700 mil fotografías.
La supervisión fue tan exhaustiva, que incluyó más de dos mil horas de vigilancia de la Guardia Suiza a fin de garantizar el trabajo profesional y la integridad de la obra renacentista.
La vigilancia que realiza la Oficina de Museos del Vaticano a la réplica es permanente, con el fin de que no se aleje de la original.
Se espera que en las próximas horas las autoridades y patrocinadores, den a conocer las cifras oficiales de las personas que asistieron.
La obra tuvo como escenario la explanada externa del Estadio Olímpico de Tapachula y, éste viernes, varias cuadrillas de obreros y de especialistas en arte, empezaron a desmontarla. EL ORBE / Ildefonso Ochoa Argüello