Un Lesionado en Fuerte Choque de Particulares

354
Un Lesionado en Fuerte Choque de Particulares
Un Lesionado en Fuerte Choque de Particulares

* En la Entrada a Cacahoatán.

Cacahoatán, Chiapas; 17 de Marzo.- Fue a través de varias llamadas telefónicas de conductores en las que reportaron un fuerte accidente en el tramo carretero Tuxtla Chico-Cacahoatán, entre un Nissan y un Aveo, donde una persona resultó lesionada.
Todo sucedió en la noche de ayer alrededor de las 20:15 horas, cuando el conductor de un Nissan Tsuru de color negro, con placas DSD-64-14 del Estado de Chiapas, que circulaba de Cacahoatán a Tuxtla Chico al llegar a la altura del rancho “Las Argentinas”, terminó chocando de frente con un vehículo Chevrolet Aveo.
Este, el Chevrolet Aveo de color blanco, era conducido por Arquímedes «N», de 47 años de edad, originario Tuxtla Gutiérrez, y viajaba con su esposa Lucía “N”, de 48 años, originaria de Tapachula, al igual que 3 menores de edad, Elías “N”, de 6 años de edad, Daniel “N”, de 4 años, y Aciel “N” de 8.
Arquímedes circulaba de Tuxtla Chico a Cacahoatán pero al llegar a la entrada frente al rancho ya mencionado vio cómo el Nissan, supuestamente, se le venía de frente y ya no pudo esquivarlo por lo que recibió el golpazo de frente; al lugar se presentaron diferentes autoridades policiacas, así como agentes de Vialidad Municipal de Tuxtla Chico, quienes estuvieron guiando al tráfico, ya que la cola de autos en espera de que liberaran la vía alcanzó los 3 kilómetros de largo.
Más tarde se presentó el Perito de Tránsito del Estado para determinar quién de los choferes fue el culpable de este accidente, de igual forma llegaron paramédicos de Protección Civil quienes le brindaron los primeros auxilios al chofer del Nissan al quedar inconsciente después del encontronazo, y cuando la autoridad le buscó alguna identificación para conocer su identidad, este no tenía, por lo que de todas maneras fue trasladado al Hospital General “Manuel Velasco Suárez”, en Tapachula, donde ya le están dando la atención necesaria.
El caso fue turnado ante el Ministerio Público para deslindar responsabilidades. EL ORBE/Raymundo Grajales