Migrantes se Apoderan Nuevamente del Parque Central de Tapachula

722
La ciudadanía demanda que los operativos de la Guardia Nacional, se realicen de manera frecuente en lugares públicos, así como en casas rentadas donde permanecen hacinados.

Tapachula, Chiapas; 8 de Julio.- A pesar de la presencia de la Guardia Nacional en la zona limítrofe entre México y Guatemala, migrantes centroamericanos continúan llegando a Tapachula y en los recientes días se han apoderado nuevamente del Parque Central “Miguel Hidalgo”, así como del Parque “Bicentenario”.
El Presidente de la Asociación “Por un Progreso de las Colonias”, Fernando Unda Castañeda, dio a conocer que, es lamentable que las autoridades permitan que estas personas ilegales se apoderen de espacios públicos, los cuales deberían ser para la sana convivencia de las familias tapachultecas y de turistas.
Los migrantes que se han establecido nuevamente en el parque central y en el parque Bicentenario, no sólo representan una mala imagen para el centro histórico, sino también una situación de inseguridad y de salud pública, toda vez que estas personas tienen la mala costumbre de hacer sus necesidades fisiológicas en las jardineras.
Hace unos días, elementos de la Guardia Nacional y del Instituto Nacional de Migración realizaron operativos en el Parque Central y en otros lugares públicos, lo que ayudó para que estos lugares se mantuvieran libres de ilegales, pero al no realizar estas acciones de manera frecuente, ha permitido que una vez más los migrantes se apoderen de la “Media Luna”.
En un recorrido realizado por el rotativo EL ORBE, se pudo apreciar que los migrantes durante el día están acostados sobre la plancha de concreto, que en diversas ocasiones es utilizado como escenario en los eventos, unos más en las jardineras tanto del Parque Central como Bicentenario, situación que ha ahuyentado nuevamente a las familias, pues debido a su presencia ya no puedan llegar a sentarse para conversar, tomarse un refresco o bien refugiarse ante los incandescentes rayos del sol.
Además de que los migrantes realizan sus necesidades fisiológicas, hay quienes también utilizan estos lugares públicos para consumir “estupefacientes”, y aunque lo hacen a vista de todos, los elementos de la Policía Municipal se muestran omisos al no detenerlos.
Ningún espacio público debe tomarse como albergue para migrantes, por ello no se debe de permitir que estas personas se apoderen una vez más del parque, por lo que es necesario que la Guardia Nacional y el Instituto Nacional de Migración realicen una vigilancia de manera permanente en la zona.
Los operativos para desalojar a los migrantes son necesarios para el buen funcionamiento comercial y para que los ciudadanos visiten el Centro Histórico de Tapachula, por lo que estas acciones deben ser realizados de manera permanente.
Finalmente, exigió a las autoridades para que continúen con los operativos, ya que la mayoría de los que están apostados en el Parque Central, como en el Parque Bicentenario, están de manera ilegal o irregular en el país y por lo tanto deben ser repatriados a su país de origen, siempre garantizando el respeto de sus derechos humanos. EL ORBE/ Marvin Bautista.