El 2021 Fue el Peor Año Para el Campo: Soyeros de la Región

117
El 2021 Fue el Peor Año Para el Campo: Soyeros de la Región

 

Tapachula, Chiapas; 04 de enero del 2022.- El 2021 fue el peor año para las actividades del campo, ya que se conjugaron muchos factores negativos, como una intensa sequía, el alza en precios de insumos y combustibles; baja producción, el efecto pandemia y nulos apoyos gubernamentales.
Por ejemplo, en el caso de la Soya, donde la región soconusco es la principal aportadora de esas semillas en el país, muchos productores rentaron predios en los ejidos Morelos y El Manzano (al sur de Tapachula) para aprovechar esas tierras, pero resulta que en esa zona no llovió durante casi un mes, cuya sequía originó una cosecha muy pobre y pérdidas por consecuencia, ya que la inversión en insumos fue igual a otras áreas.
Lo anterior lo manifestó al rotativo EL ORBE, Jorge Arroyo Ruiz, representante del Grupo de Soyeros y Productores de Alimentos de Mazatán, quien aseguró que de nada sirvió que se aplicaran insecticidas, herbicidas, químicos foliares e incluso rebasando cantidades, con tal de incentivar la producción, pero ni así lograron su objetivo.
Agregó que, a pesar de que hubo un buen precio de la soya, el encarecimiento de los insumos así como la baja producción que obtuvieron en diversas comunidades, resumió que el último ciclo reportaran pérdidas económicas.
A razón de ejemplo recordó que, en épocas buenas, de manera particular lograba cosechar hasta 400 toneladas, pero que en el 2021 solo alcanzó a obtener 180, lo que da entender las enormes pérdidas registradas el año pasado.
Consideró que el gobierno federal debería poner los ojos en el campo, porque si no se brinda un apoyo, la producción alimentaria seguirá mermando, además de que la situación agrícola en el país se ha vuelto incierta, lo que afecta no solo a los productores, sino a todos los mexicanos, “ya que al haber disminución de alimentos, los costos se elevan en detrimento de los bolsillos de la población en general”.
En la comercialización de la soya, los productores se encargaron de todo, pero como no hay un enlace gubernamental o alguien que sirva como respaldo, la empresa compradora aún les debe una parte del producto que ya fue entregado en su oportunidad.
Cuestionado sobre los apoyos al agro, dejó en claro que en estos tres años no ha habido absolutamente nada y que por ello siguen haciendo un llamado a la administración federal para que destine programas a ese sector, ya que de ahí depende la alimentación de todo el país.
La soya es producida en varios municipios del Soconusco, como Mazatán, Frontera HIDALGO, Tapachula, entre otros y es un gran soporte económico para todo el estado. EL ORBE / Nelson Bautista