OPINIÓN PÚBLICA

894
OPINIÓN PÚBLICA
OPINIÓN PÚBLICA

Responden a 5º. Informe
Gonzalo Egremy

*A lo largo y ancho del país no comparten la visión del presidente Peña Nieto, del desarrollo de México en diversos rubros; revelan malograda Administración.

*Crisis económica, al llegar la deuda pública a 51 por ciento del PIB, así como una inflación del 7 por ciento, parece que echará al PRI de Los Pinos.

Las cifras y la profusa publicidad del presidente Peña Nieto, de que el país está mejor que hace cinco años, no ha logrado convencer a la ciudadanía.
En su mensaje, que no en su quinto informe de Gobierno, prácticamente el último del tradicional besamanos de sus allegados, porque en un año ya habrá Presidente electo, dio a conocer números que no cuadran con la realidad.
Los logros que aseguró tiene el país, resultados que según él se deben a las reformas estructurales que hizo su Gobierno, no los observan la inmensa mayoría de los 107 millones de mexicanos (53 millones de ellos en pobreza).
El discurso del México que mira, como titular del Ejecutivo Federal, lo dio en Palacio Nacional a 1,400 asistentes, en su mayoría, cuates Gobernadores, empresarios, líderes de cámaras, dueños de televisoras y a sus colaboradores.
Peña Nieto se ganó, de todos los anteriores, varios minutos de aplausos por la reseña que hiciera del progreso y desarrollo que, según su estimación, ha tenido el país desde que él gobierna.
Hubo un intento de reconocer realidades distintas cuando afirmó: “México se encuentra hoy mejor que hace cinco años, y se han sentado las bases para que en los próximos cinco años el país se encuentre en mejores condiciones”; o sea, sólo “ha sentado las bases”.
Después de otras frases de triunfo de su administración, se dedicó a escuchar los aplausos de sus amigos y colaboradores, a sonreír, y finalmente se retiró para abordar el súper avión presidencial (que los contribuyentes pagamos) que lo llevó a China a una enésima reunión más.
Mientras en México las críticas a él y a su Gobierno, pero sobre todo los memes en las redes sociales, no han parado desde la fecha de su discurso en Palacio Nacional.
Y es que, como muchos otros priistas o panistas gobernantes, repartió culpas de lo que los mexicanos vemos que no ha funcionado y las promesas que hizo en campaña y que no ha cumplido; amén de que ya no le queda el tiempo para hacer realidad el México que ofreció como candidato en el 2012.
Los millones de empleos con las reformas energética, educativa, hacendaria, fiscal y demás, no se han concretizado pero sí el aumento en los precios de los combustibles (gasolinazos) y en la subasta de PEMEX,
El incremento en las tarifas de luz eléctrica y la privatización de la CFE, sí es una realidad que al igual que los aumentos en precios y tarifas de bienes, productos y servicios, es una cruda realidad en todo el país.
La deuda pública la incrementó el Gobierno peñista en billones de Pesos, que la coloca en el 51 por ciento del Producto Interno Bruto; la inflación en México pega ya casi 7 por ciento, según cifras de organismos internacionales.
Los mexicanos estamos cansados de los múltiples actos de corrupción de los gobernantes, pero más de la impunidad y protección oficial a los ladrones de “cuello blanco” que solo son detenidos para seguir burlándose del pueblo.
Para la administración de Peña Nieto, en su discurso, no existieron los señalamientos de corrupción de la “casa blanca” y de otras mansiones de los poderosos gobernantes; tampoco que desde la PGR se espía a periodistas, defensores de derechos humanos y a opositores del régimen.
Mucho menos se habló de la falta de cumplimiento en el rubro de justicia y de seguridad pública, porque todo ello para el Gobierno peñista “está de maravillas”, aunque los padres de miles de desaparecidos en el país sigan en búsqueda de sus hijos o familiares.
Pero qué podría importarle a las y los señores gobernantes, a estas alturas de que ya dejarán el cargo en unos cuantos meses más, si los millones de ciudadanos vemos a un México distinto a sus cifras, números, publicidad o discursos, ¿no cree usted?//Salud.