ALFIL NEGRO

314
ALFIL NEGRO
ALFIL NEGRO

La Unión Hace la Fuerza
Oscar D. Ballinas Lezama

Llueven las quejas en contra del pésimo servicio que da en Tapachula Banorte, en donde la mayoría de los cajeros no funcionan por falta de dinero o fallas electrónicas; por si fuera poco, las encargadas de las ventanillas son groseras y casi siempre están con caras de sargento mal pagados, pensando que atender al cliente es hacerle un favor.
Lo peor de todo, es que los usuarios de esa institución bancaria no tienen ante quién quejarse, sobre todo porque los fines de semana o en quincena los cajeros electrónicos no tienen efectivo y si quiere retirar directamente de ventanilla, le salen con el cuento que para hacerlo es obligatorio sacar no menos de 9 mil Pesos.
Las colas en los cajeros de Banorte son interminables, muchas veces los clientes esperan bajo el sol o la lluvia, ya que no hay donde guarecerse y lo peor de todo es que los fines de semana el cliente se queda sin poder retirar su dinero, presumiendo está siendo jineteado por los propietarios de estos negocios.
La Comisión Bancaria debería intervenir ante este tipo de denuncias y castigar a los responsables, sin embargo, al igual que la Profeco no hay una sola oficina en Tapachula y todo el Soconusco, en donde los clientes puedan al menos quejarse y desahogar su frustración ante la indefensión en que lo dejan; hay que ir a Tuxtla o a la Ciudad de México en donde lo traen del tingo al tango, hasta que se aburre y termina poniéndose flojito y cooperando ante las injusticias.
En otras cosas, los priistas de la Ciudad de México ‘condenan enérgicamente’ las redadas de los migrantes mexicanos que se harán en los Estados Unidos, lo que al parecer fue anunciado por el presidente Donald Trump, lo que según los tricolores constituyen violaciones a los derechos humanos.
Sin embargo, en la frontera sur también se está dando el mismo fenómeno, según han publicado varios medios de comunicación las redadas en hoteles y casas particulares para detectar migrantes centroamericanos o caribeños, se están haciendo desde hace varios días y ningún priista ha dicho esta boca es mía.
Por cierto, en el Soconusco que ahora identifican como el gran corredor migratorio centroamericano, el flujo de indocumentados ha mermado después del ingreso de más de 15 mil migrantes que en forma violenta y desorganizada invadieron el territorio chiapaneco, quedando varados en esta región, principalmente en Tapachula, donde buscan regularizar la documentación que les permita continuar el viaje hacia la frontera norte del país.
Miles de centroamericanos y caribeños que traspasaron la frontera guatemalteca para ingresar a territorio chiapaneco en busca del sueño americano, ahora se encuentran atrapados en la región del Soconusco, en donde no hay suficientes fuentes de trabajo que les permita sobrevivir con dignidad.
Para colmo de males, el ‘rey de Norteamérica’ decidió ya no verlos ni en pintura y presiona al Gobierno mexicano para que no los deje llegar a la frontera norte, argumentando que los migrantes son una amenaza para la salud, una carga para el sistema económico del país norteamericano.
La ONU refuta las ideas de su real majestad ‘Donald Primero’, explicando que no es verdad lo que Trump dice de los migrantes, considerando que éstos tienen una mayor esperanza de vida que los habitantes de los países huéspedes.
Más allá de lo que puede significar una idea racista o xenofóbica, no se puede soslayar que el ingreso de miles de indocumentados que pasaron la frontera sin ningún control migratorio y sanitario, pudieran estar enfermas y ampliar el círculo de contaminación, sobre todo, quienes por necesidad están ejerciendo la prostitución y con ello, abrumando el sistema de salud chiapaneco.
Ojalá que las autoridades en los tres niveles de Gobierno logren sacudir en Chiapas los fantasmas de pobreza y marginación que provoca una migración desesperada por transitar hacia los Estados Unidos, que por circunstancias de la política estadunidense, se ve obligada a permanecer en una entidad donde sus habitantes le apuestan a la cuarta transformación, para salir del empantanamiento político-económico en que han permanecido por décadas.
El Presidente de la República deberá poner un poco más de atención a la frontera sur, luchar porque en esta zona también tenga los mismos beneficios que la frontera norte; de poco le ha valido a los chiapanecos ser productores de la mayor parte de energía eléctrica y petróleo que se genera en el país, así como de la producción agrícola, si continúa siendo uno de los Estados más pobres y con más analfabetas en México.
Es necesario que la sociedad chiapaneca en su conjunto apoye las gestiones del gobernador Rutilio Escandón Cadenas, quien busca mejorar las condiciones de vida de sus conciudadanos, sin embargo, una golondrina sola no hace verano, todos los chiapanecos habremos de poner nuestro granito de arena y empujar la carreta en una misma dirección, solo así lograremos un Chiapas más próspero, la unión hace la fuerza.