lunes, enero 30, 2023
spot_img
InicioHoy EscribenAMLO y el Rescate de la Marca Mexicana

AMLO y el Rescate de la Marca Mexicana

Ulrich Richter
(Abogado y Activista)

Un distintivo que se relaciona con la ciudadanía es nuestro sentido de pertenencia hacia el país. Reconocemos que sobre el nombre de México se enmarcan otras derivaciones, que empresas a fin de generar una asociación positiva con su marca, deciden adoptar nombres como Mexicana. Así se llamó la aerolínea emblemática de nuestro país durante mucho tiempo.
Una larga historia se entrelaza con el presidente Andrés Manuel López Obrador y la compañía Mexicana de Aviación, misma que desde hace más de diez años dejó de volar y que el actual mandatario siguió desde esa época con gran atención.
Durante su campaña a la Presidencia de la República, hizo varias menciones a la empresa de aviación y a sus trabajadores, pilotos y sobrecargos, donde señaló que se comprometía a resolver el tema. La primera que intervino fue la ministra en retiro Olga Sánchez Cordero, cuando ocupaba la Secretaría de Gobernación.
Bajo esa promesa, el pasado 6 de enero el Gobierno Federal acordó con los sindicatos que representan a extrabajadores de Mexicana de Aviación, como la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores de México; la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación y el Sindicato Nacional de Transformación, Aviación, Servicios y Similares, la compra de la marca Mexicana y otros activos.
En ese contexto, la Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT) se comprometió a pagar 815 millones de Pesos por la marca Mexicana de Aviación y sus submarcas, así como un edificio en Guadalajara; un piso en la calle de Balderas en la Ciudad de México; el centro de adiestramiento frente al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) y un simulador de vuelo.
Esta compra tiene sus detractores y otros que la aprueban. Sin duda alguna, el Presidente ha referido que no rescatará a las empresas, en este caso no es un rescate a la misma, sino una transacción que beneficia a los trabajadores que fueron los más afectados.
Coincido con el Presidente de no rescatar empresas que han quebrado con empresarios ricos. La historia de los rescates es un tema muy controversial desde el famoso FOBAPROA.
Hoy, el Presidente ha cumplido su palabra de atender dicho asunto y resolverlo.
Así que bien vale la pena que la marca Mexicana siga viva. Podrán estar de acuerdo o no, todas las opiniones son muy respetables, pero concluyo con una cita de Maquiavelo, quien apunta en su obra más importante, Discursos sobre la primera década de Tito Livio: «Lo que hace grande a la República no es el bien particular, sino el bien común (bene comune). Sin duda éste sólo puede alcanzarse bajo un gobierno republicano, y si alguna vez un gobierno así afecta a uno u otros individuos, son tantos los que se benefician que es posible salir adelante pese a la oposición de los pocos que hayan sido perjudicados». Sun

RELATED ARTICLES
- Advertisment -

Most Popular

AMLO y el Rescate de la Marca Mexicana

Ulrich Richter
(Abogado y Activista)

Un distintivo que se relaciona con la ciudadanía es nuestro sentido de pertenencia hacia el país. Reconocemos que sobre el nombre de México se enmarcan otras derivaciones, que empresas a fin de generar una asociación positiva con su marca, deciden adoptar nombres como Mexicana. Así se llamó la aerolínea emblemática de nuestro país durante mucho tiempo.
Una larga historia se entrelaza con el presidente Andrés Manuel López Obrador y la compañía Mexicana de Aviación, misma que desde hace más de diez años dejó de volar y que el actual mandatario siguió desde esa época con gran atención.
Durante su campaña a la Presidencia de la República, hizo varias menciones a la empresa de aviación y a sus trabajadores, pilotos y sobrecargos, donde señaló que se comprometía a resolver el tema. La primera que intervino fue la ministra en retiro Olga Sánchez Cordero, cuando ocupaba la Secretaría de Gobernación.
Bajo esa promesa, el pasado 6 de enero el Gobierno Federal acordó con los sindicatos que representan a extrabajadores de Mexicana de Aviación, como la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores de México; la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación y el Sindicato Nacional de Transformación, Aviación, Servicios y Similares, la compra de la marca Mexicana y otros activos.
En ese contexto, la Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT) se comprometió a pagar 815 millones de Pesos por la marca Mexicana de Aviación y sus submarcas, así como un edificio en Guadalajara; un piso en la calle de Balderas en la Ciudad de México; el centro de adiestramiento frente al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) y un simulador de vuelo.
Esta compra tiene sus detractores y otros que la aprueban. Sin duda alguna, el Presidente ha referido que no rescatará a las empresas, en este caso no es un rescate a la misma, sino una transacción que beneficia a los trabajadores que fueron los más afectados.
Coincido con el Presidente de no rescatar empresas que han quebrado con empresarios ricos. La historia de los rescates es un tema muy controversial desde el famoso FOBAPROA.
Hoy, el Presidente ha cumplido su palabra de atender dicho asunto y resolverlo.
Así que bien vale la pena que la marca Mexicana siga viva. Podrán estar de acuerdo o no, todas las opiniones son muy respetables, pero concluyo con una cita de Maquiavelo, quien apunta en su obra más importante, Discursos sobre la primera década de Tito Livio: «Lo que hace grande a la República no es el bien particular, sino el bien común (bene comune). Sin duda éste sólo puede alcanzarse bajo un gobierno republicano, y si alguna vez un gobierno así afecta a uno u otros individuos, son tantos los que se benefician que es posible salir adelante pese a la oposición de los pocos que hayan sido perjudicados». Sun

RELATED ARTICLES
- Advertisment -

Most Popular

AMLO y el Rescate de la Marca Mexicana

Ulrich Richter
(Abogado y Activista)

Un distintivo que se relaciona con la ciudadanía es nuestro sentido de pertenencia hacia el país. Reconocemos que sobre el nombre de México se enmarcan otras derivaciones, que empresas a fin de generar una asociación positiva con su marca, deciden adoptar nombres como Mexicana. Así se llamó la aerolínea emblemática de nuestro país durante mucho tiempo.
Una larga historia se entrelaza con el presidente Andrés Manuel López Obrador y la compañía Mexicana de Aviación, misma que desde hace más de diez años dejó de volar y que el actual mandatario siguió desde esa época con gran atención.
Durante su campaña a la Presidencia de la República, hizo varias menciones a la empresa de aviación y a sus trabajadores, pilotos y sobrecargos, donde señaló que se comprometía a resolver el tema. La primera que intervino fue la ministra en retiro Olga Sánchez Cordero, cuando ocupaba la Secretaría de Gobernación.
Bajo esa promesa, el pasado 6 de enero el Gobierno Federal acordó con los sindicatos que representan a extrabajadores de Mexicana de Aviación, como la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores de México; la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación y el Sindicato Nacional de Transformación, Aviación, Servicios y Similares, la compra de la marca Mexicana y otros activos.
En ese contexto, la Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT) se comprometió a pagar 815 millones de Pesos por la marca Mexicana de Aviación y sus submarcas, así como un edificio en Guadalajara; un piso en la calle de Balderas en la Ciudad de México; el centro de adiestramiento frente al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) y un simulador de vuelo.
Esta compra tiene sus detractores y otros que la aprueban. Sin duda alguna, el Presidente ha referido que no rescatará a las empresas, en este caso no es un rescate a la misma, sino una transacción que beneficia a los trabajadores que fueron los más afectados.
Coincido con el Presidente de no rescatar empresas que han quebrado con empresarios ricos. La historia de los rescates es un tema muy controversial desde el famoso FOBAPROA.
Hoy, el Presidente ha cumplido su palabra de atender dicho asunto y resolverlo.
Así que bien vale la pena que la marca Mexicana siga viva. Podrán estar de acuerdo o no, todas las opiniones son muy respetables, pero concluyo con una cita de Maquiavelo, quien apunta en su obra más importante, Discursos sobre la primera década de Tito Livio: «Lo que hace grande a la República no es el bien particular, sino el bien común (bene comune). Sin duda éste sólo puede alcanzarse bajo un gobierno republicano, y si alguna vez un gobierno así afecta a uno u otros individuos, son tantos los que se benefician que es posible salir adelante pese a la oposición de los pocos que hayan sido perjudicados». Sun

RELATED ARTICLES
- Advertisment -

Most Popular

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com