No más Endeudamientos Para Chiapas; con Este Nuevo Congreso Willy Ochoa Autoriza 995 Mdp más

1003
No más Endeudamientos Para Chiapas; con Este Nuevo Congreso Willy Ochoa Autoriza 995 Mdp más
No más Endeudamientos Para Chiapas; con Este Nuevo Congreso Willy Ochoa Autoriza 995 Mdp más

 

*EN CINCO AÑOS VELASCO NO HA ENDEUDADO AL ESTADO, SINO QUE ESTA PAGANDO LA DEUDA DE SABINES Y PABLO SALAZAR.
¡¡ PARENLE !!

Tapachula, Chiapas; 3 de Octubre.- A tan solo unas cuantas horas de que el priista Willy Ochoa tomó posesión como Presidente del Congreso del Estado, se autorizó la adquisición de uno o más empréstitos, “hasta por 995 millones de Pesos”, con la banca pública.
La justificación es que esos recursos serán utilizados -supuestamente- para la reconstrucción de la zona afectada por el terremoto del pasado 7 de Septiembre.
A casi cinco años del actual sexenio se habían frenado los endeudamientos en Chiapas, hasta ahora, justo cuando llega Willy Ochoa a encabezar el Congreso.
La duda es, entonces, ¿para qué servirán los recursos del Fonden, las donaciones de Gobiernos extranjeros, empresas y de particulares, el recurso al que renunciaron los partidos políticos y otros miles de millones de Pesos que supuestamente se recaudan para la reconstrucción?
El Endeudamiento de Chiapas y la ASF.
Sobre ese tema, la Auditoría Superior de la Federación (ASF), informó que de 2006 a 2012, Chiapas ascendió al segundo lugar nacional entre las entidades con el endeudamiento más acelerado, al presentar un débito superior a los 20 mil millones de Pesos.
Según el organismo, el endeudamiento durante ese sexenio creció a un ritmo vertiginoso, solo que con un crecimiento económico e índices de desarrollo muy inferiores.
De acuerdo a ese informe, en Diciembre del 2006, la Entidad acumulaba una deuda de 881 millones de Pesos, es decir, lo que había dejado el Gobierno de Pablo Salazar Mendiguchía.
Sin embargo, para el 2012, o sea en los seis años en los que estuvo al frente del Gobierno del Estado el hoy cónsul de México en Orlando, Juan Sabines Guerrero, la deuda superó los 20 mil millones de Pesos, significando un promedio de más de tres mil 300 millones anuales.
En la apreciación de la ASF y del propio Coneval, el endeudamiento no ha servido para mitigar la lacerante pobreza en la entidad.
En las investigaciones que hizo la ASF, se detectó que en la Cuenta Pública del 2010, justo cuando el endeudamiento ya era considerable, hubo un subejercicio de 213 millones 745 mil 600 Pesos, con posibles quebrantos por 52 millones 594 mil Pesos.
Incluso, los entonces Diputados locales avalaron, el 15 Diciembre de 2011, un paquete de deuda de Chiapas, que contrató con la banca de desarrollo por cinco mil 469 millones de Pesos, los cuales se destinaron al financiamiento de inversiones, sin especificaciones de fondo y con plazos de vencimiento hasta por 20 años.
La Auditoría Superior de la Federación realizó además un balance de los daños al erario cometidos por los Gobiernos Estatales del 2000 al 2015, en donde Chiapas ocupa el nada honroso cuarto lugar nacional, con 13 mil millones de Pesos.
En el informe, que dio a conocer el Centro de Análisis de Políticas Públicas “México Evalúa”, lo encabeza Veracruz, seguido de Michoacán, Estado de México, Chiapas, Jalisco y la Ciudad de México.
De acuerdo a la ASF en el sexto escaño está Chiapas, con 15 denuncias penales por irregularidades en el uso y destino de los recursos del erario del 2009 al 2013, es decir, en el sexenio que encabezó el exgobernador Juan Sabines Guerrero, denuncias que no se han ejecutado.
Cuatro Millones de Pesos Diarios…y Sumando.
Así de fácil, Willy Ochoa está actuando como la legislatura en el tiempo de Sabines, que le aprobó que Chiapas se endeudara, una y otra vez.
Contrario a todo lo que ocurrió en los sexenios anteriores, ésta administración estatal no ha solicitado un solo Peso de deuda.
En lugar de ello se ha dedicado a pagar lo que prestaron sus antecesores, Juan Sabines Guerrero y Pablo Salazar. Quizá a muchos ya se les ha olvidado ese “pequeño detalle” que dejaron ambos personajes de la política.
Por eso vale la pena hacer un balance financiero de lo ocurrido. Los chiapanecos tenemos que pagar, solamente por intereses de esa deuda, casi cuatro millones de Pesos diarios.
Esos recursos podrían servir para construir escuelas, hospitales, carreteras, calles, servicios públicos, y atender problemas como los de salud y alimentación, que tanto daño hacen al Estado.
En la suma de esos pagos que el actual Gobierno del Estado tiene que hacer por el adeudo de Sabines, al final de éste sexenio, se habrán erogado alrededor de 13 mil millones de Pesos que, en realidad, es un dinero tirado a la basura.
Tendrán que pasar otros cuatro o cinco sexenios para pagar la deuda de Sabines y de Pablo Salazar, siempre y cuando los próximos Gobernadores paguen puntualmente y no generen nuevas deudas. Redacción.