Mueren dos Personas que Cayeron a un Pozo

1450
Mueren dos Personas que Cayeron a un Pozo
Mueren dos Personas que Cayeron a un Pozo

 

*Tuxtla Chico, en el Cantón “El Sacrificio”
*Tuvieron el Accidente Cuando lo Limpiaban
Tuxtla Chico, Chiapas, 25 de marzo.- Este sábado pasadas las 13:00 horas, por medio de una llamada al servicio de emergencias 911, dieron a conocer que dos hombres se encontraban sin vida dentro de un pozo profundo en el cantón “El Sacrificio”. Se activó la alerta y acudió personal de la Policía Municipal Mando Único, Estatal Preventiva, Fronteriza y Especializada, quienes solicitaron la intervención del personal de criminalística para que dieran fe de los decesos y realizaran el trabajo de campo.
Al llegar los peritos tuvieron a la vista a dos hombres sin vida en el patio del domicilio particular, ubicado a un costado del restaurante denominado “El Tucanazo”, el primero respondió al nombre de Edulfo A. E., de  41 años de edad y el segundo respondía al nombre de Efraín P. S. de 64 años de edad, a ambas víctimas se les aprecian lesiones en diferentes partes de su anatomía.
En el lugar estaba la señora Verónica H. V., esposa de Edulfo y mencionó que este sábado su esposo se encontraba limpiando el pozo profundo y un block de material que estaba a la orilla del brocal, le cayó en la cabeza y lo dejó inconsciente, al ver mal herido a su familiar su tío Efraín de 64 años se metió a rescatarlo, pero cuando subía con el cuerpo de su sobrino, resbaló y ambos cayeron al fondo que tiene una profundidad de 20 metros, ninguno de los dos resistió la caída. Se solicitó el auxilio al servicio de emergencias 911, sus vecinos ayudaron a sacarlos.
Una vez que se dieron por terminadas las primeras diligencias, los cadáveres fueron trasladados al Servicio Médico Forense para que les fuera practicada la necropsia de ley, más tarde los familiares acudieron ante el representante social de la Procuraduría General de Justicia del Estado, con la finalidad de identificar los cuerpos y solicitar les fueran entregados para darles cristiana sepultura. EL ORBE / Álvaro Islas Hernández