Ingreso Violento de Migrantes, un Problema de Seguridad Nacional

275
Ingreso Violento de Migrantes, un Problema de Seguridad Nacional
Ingreso Violento de Migrantes, un Problema de Seguridad Nacional

Alfredo de la Cruz Cordero, el declarante.
* Reclaman Beneficios que no Exigen en su Lugar de Origen.

Tapachula, Chiapas; 14 de Abril.- El dejar que la Caravanas Migrantes se internen de manera violenta al país, sin ningún tipo de regulación, orden o acompañamiento por parte de las autoridades mexicanas, se corre el riesgo de seguridad nacional, afirmó el Presidente de la asociación civil “Nueva Generación, Vinculación Social, Alfredo de la Cruz Cordero.
Este riesgo implica tanto en el orden de seguridad pública, como el de salud y un problema alimentario para niños y mujeres, por ello, el Gobierno Federal, a través de las autoridades de migración y seguridad pública, deben actuar con la coordinación de las instancias de Derechos Humanos, para que no se permita que grupos de ilegales causen desmanes y generen psicosis entre la población, sin que no se actúe contra ellos.
Si bien los centroamericanos que integran las caravanas supuestamente tienen la finalidad original de llegar a los Estados Unidos; sin embargo, el Gobierno de Donald Trump ha establecido un cerco de seguridad con militares para no dejarlos pasar, por lo que los miles de migrantes se han quedado en diversas partes del país, y lo más cuestionado por parte de la sociedad, son los apoyos que el Gobierno les ha brindado aún cuando están asociados al incremento de la inseguridad, al menos en la Frontera Sur.
El Gobierno Federal no ha tenido la capacidad de contener el éxodo masivo de centroamericanos, cubanos y de africanos, y por lo tanto han sido rebasadas por quienes se internaron de manera ilegal a nuestro país; eso es una muestra de que las leyes no son respetadas en México, y aunque afirmó que entre los migrantes ilegales, hay gente mala y buena en cuanto su comportamiento, siempre existe el riesgo de que esta situación se derive en un problema de seguridad.
El líder social detalló que el comportamiento de las autoridades mexicanas con las primeras caravanas, ha permitido a otros grupos de centroamericanos organizarse y hacer este éxodo masivo de manera consecutiva, ya que en diversos países se han conformado nuevos grupos de migrantes, y lo peor del asunto es que, al llegar a la línea fronteriza entran de manera violenta, y el Gobierno se muestra apático y desinteresado, aún cuando cámaras empresariales y sociedad en general ha exigido el cierre de la frontera.
Si bien es cierto que las autoridades deben respetar los derechos humanos de todas las personas que transitan en territorio mexicano, es un hecho que también le tembló la mano al momento de impedir el riesgo a la soberanía de este país, al dejar entrar a miles de centroamericanos indocumentados.
Las autoridades deberán estar atentas a lo que sucede en el tránsito de estas miles de personas por nuestro país, y que no se permita que personas vengan a exigir beneficios cuando en su país no lo hicieron, afirmó, además de que no se permita que continúen con sus desmanes, tal como los hechos ocurridos en los recientes días en el municipio de Mapastepec o en las instalaciones de la Estación Migratoria “Siglo XXI”. EL ORBE/Marvin Bautista