Guatemala no Baja la Guardia y Sigue con Vigilancia Para Frenar a Migrantes

143
Guatemala no Baja la Guardia y Sigue con Vigilancia Para Frenar a Migrantes

Arriban en “Parvadas”.

Tapachula, Chiapas; 25 de Enero del 2021.- Guatemala no ha bajado la guardia para evitar el paso de migrantes que buscan cruzar ese país con la idea de llegar en grupos hacia la ciudad de Tapachula, para establecerse y se les otorgue los servicios básicos en suelo mexicano.
Esa nación, en su frontera con Honduras, se mantiene presencial policial y dispositivos de seguridad, con el objetivo de que las personas que ingresen tengan todos sus documentos en orden y cumplan con los protocolos de seguridad.
Las autoridades guatemaltecas confirmaron que mantienen más de 20 controles de seguridad desde Chiquimula, lugar donde se dispersó con el uso de las fuerzas de seguridad a la caravana de hondureños y de Nicaragua, con el ánimo de evitar que lleguen de forma masiva a Tapachula.
En este sentido, la Policía Nacional Civil (PNC) chapina, en la frontera de Agua Caliente, informó que agentes de la Comisaria de Chiquimula reforzó la presencia policial y dispositivos de seguridad para pedir que las personas cuenten con su documentación migratoria y de bioseguridad.
Mientras que, en El Progreso, las autoridades trasladaron a nueve personas de origen hondureño a la frontera, ya que no realizaron los trámites migratorios respectivos.
Además, las mismas autoridades localizaron a cinco hondureños en la comunidad de Esquipulas, por lo que inmediatamente fueron trasladados a la frontera, pues no pudieron acreditar su legal estancia en el país.
De igual forma, indicaron que se intensificaron los dispositivos en otros puntos del país, como en Las Cruces, Petén y en el kilómetro 237 de la ruta Pajapita, San Marcos, donde aseguran que se realizan dispositivos para inspeccionar vehículos y evitar traslado de productos ilícitos e ilegales.
Muchos de estos grupos de migrantes han logrado llegar hasta Tecún Umán, donde esperan hasta tres días para vigilar a las autoridades, cruzar el río Suchiate y aventurarse a caminar cerca de 10 horas rumbo a Tapachula, sin que nadie los moleste.
Algunos migrantes llegaron apenas este lunes al Parque Bicentenario -en el centro de Tapachula- en pequeños grupos, y ya han logrado su primer objetivo, de asentarse en la ciudad.
Forman parte de esa caravana de migrantes que algunos fueron dispersados y retornados, pero otros corrieron a la sierra y lograron tomar el camino hacia Tapachula, en donde tienen pensado quedarse a vivir. EL ORBE / Jesús Sánchez Martínez