Sector Avícola Urge por Apoyos Federales Para Mantener Producción

146
Sector Avícola Urge por Apoyos Federales Para Mantener Producción

* Crisis Genera Cierre de Granjas.

Tapachula, Chiapas; 04 de julio del 2021.- El sector avícola en Chiapas se encuentra en crisis porque, el aumento constante de los combustibles, ha encarecido de manera desproporcionada los fletes, insumos y a la cadena general de producción, al grado de que las granjas proveedoras en la entidad han empezado a cerrar en los últimos tres meses. Tan solo en Tapachula ya van cuatro y por eso se vislumbra desabasto, contrabando de cárnico y altos precios.
Jorge Javier Moreno Sánchez, gerente de Comercializadora Avícola del Soconusco, dijo en entrevista para EL ORBE que los problemas se agudizaron con la llegada del Covid-19 a México, a principios del año pasado, porque la enfermedad también trajo otros problemas colaterales, como el contagio de los trabajadores.
Incluso reveló que, en su caso, fue uno de los primeros que contrajo la enfermedad en Tapachula, porque encabezaba las actividades de entrega de pollos en los mercados y el trato directo con distribuidores que llegan del centro del país, además de que estaba completamente expuesto y, para entonces, sin protección.
Reconoció que se vio muy grave, pero que logró superar con mucha dificultad la enfermedad, aunque su empresa se vino a pique.
A eso, agregó, se vino una severa crisis económica, la falta de materias primas, el aumento de los precios en los combustibles y de todas las cosas en general a nivel nacional, incluyendo los granos que son el producto básico para el crecimiento y la engorda de animales, así como la centralización de la producción.
Por si eso no fuera más que suficiente, señaló que no tienen apoyos ni protección gubernamental hacia las medianas y pequeñas empresas, y que por eso no se puede competir con las grandes compañías que tienen acaparado el mercado nacional y que disponen del control de los precios y el abastecimiento, es decir, esas grandes compañías establecen los costos y, si hay resistencia, ordenan el desabasto.
Todo ello a diferencia de lo que ocurre en Yucatán, en donde el gobierno y la población mantienen un sistema de autoconsumo y protección de sus productores locales.
Reconoció que esa crisis está provocando la creación de rastros clandestinos y distribuidores de aves de corral de dudosa procedencia y calidad, que representan también una competencia desleal para los establecidos y quienes cumplen con todos compromisos fiscales.
Como la cereza en el pastel, las dependencias de los tres niveles de gobierno encargadas de verificar cómo llegaron los alimentos que se consumen en la región, si se adquirieron de manera legal y si cumplen con la norma de Salud, tampoco lo están haciendo. EL ORBE / M. Cancino