Polígrafo Político

547
Polígrafo Político
Polígrafo Político

Darinel Zacarías
La Reingeniería Electoral
“Y la vida siguió, como siguen las cosas que no tienen mucho sentido…”
Joaquín Sabina

Alguna vez leí un microcuento de Augusto Monterroso y encontré: “¡Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí! donde quizá siempre estuvo, convirtiendo la imagen de un sueño en un reptil con peso y gravedad que mira con ojos de hambrienta insatisfacción.”
Pues eso pasó en Chiapas, el reptil ganó el combate. Demostró que el grupo de ¡Atlacomulco vive! Y que su único propósito es cuidar su territorio. Cobijar sus plazas y demostrar su imperio.
Los cánones esmeraldas nada pudieron hacer. Y el resultado es, que al final del desbarajuste político, triunfó el tricolor. La Coalición “Todos por Chiapas”, va de frente y ratificaron a su candidato Roberto Albores Gleason.
Este miércoles, presentaron en concilio esmeralda al heredero de la aguacatera. 15 consejeros políticos del PVEM en Chiapas escucharon el mensaje de “Rocko” y los invitó a trabajar por la unidad.
La concentración de la tropa del verde, permitió horas antes leer el panorama, explicarlo y analizar los efectos colaterales, si desobedecían la orden.
Desde el centralismo, vino la instrucción ¡Nadie se mueva! Sentencia que invitó a la reivindicación y acatar la renegociación. Todos a trabajar por la ecuación nacional y sumar y fortalecer el equipo ¡Todos por Chiapas!
Ayer, también se ratificó que nadie se manda solo en Chiapas. Que una cosa es querer y otra, poder. Partido Mover a Chiapas y Chiapas Unido, van en la formula matona.
En la concentración de los tucanes, también se celebró el cambio de estafeta de la dirigencia estatal, Eduardo Zenteno Nuñez será el cabecilla, sustituye a Eduardo Ramírez, el célebre “Jaguar Negro”.
En su disertación, Eduardo Zenteno expresó a la letra “La salida de compañeros ha sido dolorosa (…) no tenemos más que el reconocimiento al amigo, al compañero y hermano” refiriéndose, claro, al “Rebelde Verde”, Eduardo Ramírez Aguilar.
También llamó a la unidad. A fortalecer el bastión y cimbró su perorata ¡Las puertas del verde, están abiertas!
Estos cambios alebrestaron la jungla. El tablero político era inestable. Existía turbación. Nadie quería moverse de sopetón. Hoy el escenario está más despejado, ya hay candidatos inscritos en el IEPC.
Ya la reagrupación de los partidos políticos ya está caminando. Y el presagio es muy alentador para Carlos Penagos en Tuxtla Gutiérrez. Para Tapachula: Enrique Zamora Morlet es la joven promesa para pulir la “Perla del Soconusco”.
En Tuxtla Chico, Esaú Guzmán lleva una ventaja sobre sus adversarios, y en Cacahoatán se escribirá una historia, Carlos Enrique Álvarez Morales irá por una continuidad. Su mayor mérito: trabajo, disciplina e institucionalidad.
En su cuenta de twiter, RAG colgó: “Agradezco con todo mi corazón al PVEM y a toda su militancia por postularme como su candidato a Gobernador. ¡No les fallaré! ¡Vamos juntos y con todo hasta la victoria por la grandeza de Chiapas!
La lectura es clara, diría el Astillero ¡Atlacomulco vive; el control sigue!
¿Quién dijo que tengo sed?