ALFIL NEGRO

245
ALFIL NEGRO
ALFIL NEGRO

“Todo tiene su tiempo, y todo lo que se quiere debajo del cielo tiene su hora” (Eclesiastés 3:1)

“Gallina que Come Huevo…”
Oscar D. Ballinas Lezama

Como fantasmas buscando el alma de otros muertos, algunos priistas que aspiran la Presidencia nacional de su partido deambulan por territorio nacional, tratando de convencer a sus militantes y obtener su voto el próximo en las elecciones internas de su partido.
El tristemente célebre exgobernador de Oaxaca, Ulises Ruiz Ortiz, a quienes sus mismos paisanos no lo quieren por presuntos actos de corrupción y su ambición desmedida de poder, al grado de que maestros de la Sección 22 de la CNTE en la tierra de Benito Juárez, exigen al actual Presidente de la República que lo meta a la cárcel, supuestamente por haber cometido crímenes de lesa humanidad cuando desgobernó esa entidad oaxaqueña.
Ruiz Ortiz estuvo el sábado pasado en Tapachula y en una rueda de prensa manifestó su ambición por ser el próximo dirigente nacional del PRI; habló en forma despectiva y sin morderse la lengua de la ‘generación de la vergüenza’, refiriéndose a los Expresidentes de la República, Exgobernadores y exfuncionarios priistas a los que metió en el mismo costal de la corrupción; como aquellos burros que hablan de orejas.
Como si se considerara un santo de la política, se olvidó de sus presuntas culpas señaladas en las denuncias de los maestros oaxaqueños de la sección 22 de la CNTE, que lo ponen como ‘palo de gallinero’ por la supuesta desaparición de 20 ciudadanos considerados luchadores sociales, así como del supuesto ataque de su Gobierno a la caravana de paz, que el 27 de Octubre del 2010 se dirigía a San Juan Copala, donde al parecer hubo dos muertos.
Quien hoy suspira por la Presidencia del priismo nacional, comentó que desde el 2016 sus actuales dirigentes han puesto muchos candados a la democracia interna de su partido, acomodando los estatutos para favorecer a uno de los seis aspirantes, siendo éste el actual gobernador de Campeche, Alejandro Moreno Cárdenas; quien además, se presume, es uno de los políticos consentidos del expresidente Enrique Peña Nieto.
Encarrerado en sus declaraciones a la prensa local, el político oaxaqueño aseguró que es urgente volar los candados que pusieron a los estatutos, que en Campeche se plancharon para beneficiar la candidatura presidencial de Antonio Meade; ahora buscan hacer lo mismo en el 2021 con ‘Alito’ (como conocen en los altos mandos priistas al aún gobernador de Campeche), argumentó.
Reconoció que el PRI perdió las elecciones presidenciales pasadas debido a la soberbia y tozudez de sus dirigentes a quienes les advirtieron los de los excesos que el priismo cometió en varias décadas como Gobierno, de los escándalos y del rechazo de la mayoría de la población mexicana al presidente Enrique Peña Nieto, así como el deslinde de los candidatos y el partido, se les advirtió de que tenían que hacer un alto para revisar la estrategia de campaña, sin embargo no se hizo, y tuvimos una derrota anunciada, afirmó Ruiz Ortiz.
Conocedor de las viejas prácticas para hacer elecciones, el priista aspirante a la dirigencia nacional asegura no ver ‘moros con tranchete’ y augura que de no hacerse una elección directa y con piso parejo, el proceso electoral interno del tricolor puede reventar, ya que las trampas están a la vista con el proselitismo abierto que muchos dirigentes estatales del mismo partido están realizando en favor de Moreno Cárdenas, sin respetar la voluntad de los priistas que aún quedan en el padrón que tiene el INE, que asegura, son 6 millones y medio.
Bien dice el refrán “entre tramposos te veas” o cuando “la perra es brava, hasta los de casa muerde” y según Ulises Ruiz Ortiz, la ‘generación de la vergüenza’ ya tiene hecho el tamal en favor de ‘Alito’, insistiendo en las viejas prácticas antidemocráticas en las que no hay transparencia y por eso ya tienen 120 mil militantes más, que pretenden darles de alta en los Estados de Campeche, (asegurando que se registrarán 20 mil en esta entidad gobernada por el aspirante Alejandro Moreno; y 90 mil en Coahuila, gobernado por Rubén Moreira, cuya esposa irá como candidata a la Secretaría del PRI, en pareja con’ Alito’).
Lo peor del caso, dijo el priista oaxaqueño, es que también el Gobernador de Oaxaca está cuchareando las elecciones internas en favor del Gobernador campechano; añadiendo que en la tierra que lo vio nacer, su gobernante actual está desplegando todas las baterías en favor de Moreno Cárdenas, al grado que ya han comprado 25 carros para distribuirlos en cada distrito, por lo que considera que es muy burda la forma en que pretenden darle manotazo a las elecciones internas del PRI.
Pudiera ser así, sin embargo, Ruiz, que se supone conocer todas las trampas habidas y por haber en las elecciones, se le conoce como un maestro en estos menesteres, ahora está lloriqueando porque la cuña del mismo palo le está apretando; de nada le han servido tantos años de ser marquesa y no saber mover el abanico.
Finalmente, aceptó que entre otras causas que tuvo el PRI para perder las elecciones pasadas en todo el país fueron varias, y entre ellas están el haber abandonado la lucha en donde el Revolucionario siempre se había desenvuelto; también los escándalos de la “casa blanca” del presidente Peña; el socavón, la estafa maestra, Odebrecht, los escándalos de Exgobernadores que Peña presumía tanto y ahora muchos de ellos están huyendo y otros siguen gobernando, como los de Campeche y Oaxaca, dijo Ruiz Ortiz.
Lo único bueno es el gobernador de Campeche, Moreno Cárdenas.