ALFIL NEGRO

521
ALFIL NEGRO
ALFIL NEGRO

Por Oscar Ballinas Lezama
La Tierra Arde
“Oigan ahora esto, pueblo necio e insensible, que tienen ojos y no ven, que tienen oídos y no oyen” (Jeremías 5:21)

Hemos comentado muchas veces en EL ORBE, sobre las terribles consecuencias que puede tener este planeta con la contaminación ambiental; ahora se está haciendo una realidad en México, donde la gente está viviendo con más intensidad los efectos del calentamiento global.
La contingencia ambiental en la capital azteca ha llegado a su punto más álgido, al grado que el Gobierno Federal se ha visto en la necesidad de advertir a la población sobre el peligro que pueden correr las personas en estos días, cuando los rayos del sol no sólo están quemando, ‘muerden’ la piel de quienes se exponen a ellos y terminan causándoles severas lesiones, incluso la muerte por inanición.
Aunado a la contaminación que generan los automotores, las fábricas y la deforestación, ahora los incendios que en su mayoría son provocados por las altas temperaturas, han desencadenado el efecto invernadero y aumentado el calor y la intensidad de los rayos ultra violetas; para nadie es secreto que en la última década la temperatura se ha disparado en todas partes del mundo, según lo confirman los científicos.
En la Ciudad de México, el gobierno decidió enviar una alerta ambiental el día de ayer, debido al humo provocado por los incendios en el cerro del Ajusco, que aunado a los gases emitidos por los vehículos y la tala de árboles, está convirtiendo a esa gran urbe en un infierno.
Niños y personas de la tercera edad, han sido alertados por las autoridades para que no salgan a las calles este día, mientras al resto de la población se les pidió no practicar deportes ni actividades al aire libre; a tal grado ha llegado la preocupación de algunos funcionarios del Gobierno Federal, que manifestaron podría cancelarse el juego dentro del campeonato de futbol en el que hoy deben enfrentarse los equipos de América y León, para lo cual podrían buscar un lugar fuera de la Ciudad de México; en la misma circunstancia están los equipos de beisbol que enfrentan las finales de sus campeonatos.
También se dio a conocer que el gobierno de esa entidad, ordenó se paralizaran las obras públicas que están realizando, pidiendo además a la Secretaría de Educación Pública la suspensión de clases y que a los colegios privados no se les permita realizar actividades deportivas a cielo abierto.
Pobladores de los municipios del centro y norte de Chiapas, mencionaron que en esa zona la contaminación por el humo que provoca los incendios forestales ha aumentado, al parecer la contaminación está más fuerte que en la misma Ciudad de México, aunque no comprenden el por qué las autoridades del medio ambiente no han dado a conocer la gravedad de este problema.
Afortunadamente para miles de estudiantes de escuelas de gobierno, el paro magisterial y las marchas que pretenden llevar a cabo hoy y mañana los maestros, evitará que los estudiantes puedan sufrir problemas de salud por el exceso de humo en el medio ambiente.
Ojalá que los gobiernos de las tres instancias pongan más interés en este tema, buscando soluciones para detener el calentamiento global del planeta que según los científicos, debe resolverse antes de 10 años o sufrirán consecuencias más graves que las actuales; la humanidad, al igual que la tierra, el agua, la fauna y la flora están en gran riesgo, aunque nadie puede dudar que ya se están sufriendo esos estragos.
Si bien es importante la política, la seguridad, las obras públicas, los precios de productos y servicios, las fuentes de trabajo, la vivienda, la salud, el terminar con la corrupción, la impunidad y la delincuencia; hemos llegado a un punto en donde la prioridad es detener el calentamiento global, porque de no suceder así, todo lo anterior no servirá de nada.
Por lo pronto la recomendación de los expertos en salud, es que la gente se aplique protector solar en todo el cuerpo y el rostro principalmente, incluso los días nublados, no exponerse al sol entre las 10:00 y 16:00 horas, cuando los rayos ultravioletas alcanzan su máxima actividad.
Así también, no exponer al sol a niños menores de un año, ya que aún no controlan el sistema térmico y la sudoración, tampoco utilizar protectores o pantallas con menores de seis meses de vida; protéjase con sombrillas, camiseta, gorras y lentes de sol con filtros UV, beber agua en abundancia para evitar deshidratarse, entre otras cosas.
Los estudiosos de la Biblia, juran y perjuran que el cambio climático está profetizado en el ’libro de libros’, añadiendo que es una de las señales del regreso de Cristo,” Y los hombres se quemaron con el gran calor, y blasfemaron el nombre de Dios, que tiene poder sobre esas plagas, y no se arrepintieron para darle gloria” (Apocalipsis 16:8-9).
Es terrible que en estos tiempos modernos la mayoría de la humanidad se encuentra insensible a los verdaderos problemas, cegados por el orgullo, la soberbia, la ambición del dinero y el poder, no quieren escuchar ni ver una realidad amarga que está poniendo a la humanidad en el filo de la navaja; el agua se escasea, al igual que los alimentos, aumentan los terremotos, tsunamis, los huracanes cada día son más fuertes y terribles, el hambre, las enfermedades mortales, la violencia, el odio, la total pérdida de los valores morales, los rumores de guerra, la falta de amor a nuestros semejantes son hechos que están sucediendo, sol no puede taparse con un dedo, ¿qué más tiene que ocurrir para que nos demos cuenta de estos tiempos apocalípticos y busquemos una salida, si es que la hay?