Crean Nueva Droga Sintética con los Convertidores Catalíticos

195

 

Autoridades en Kinshasa, República Democrática del Congo, alertaron a los ciudadanos por la creación de una nueva droga sintética obtenida de una parte automotriz. Según los investigadores, las personas roban los convertidores catalíticos de los autos y destruyen la cerámica y metales que se encuentra en su interior.
Al mezclar esto con un par de elementos extra, se da como resultado una droga que puede ser inhalada para inducir un estado de «relajación extrema». Hace unas semanas, la policía local detuvo a cerca de 100 personas implicadas en esto, desde ladrones de convertidores hasta aquellos que preparan la mezcla en laboratorios.
Bautizada por los locales como Bombe, se distribuye en forma de polvo y tiene una tonalidad gris o café. Los expertos advierten que el consumo de esta nueva droga puede provocar un golpe de energía por un par de horas, pero luego hace que el consumidor entre en un estado de «desmayo» en el que pueden pasar horas o días sin moverse.
Algunos dueños han reportado el robo del convertidor catalítico de sus autos a las autoridades. Recordemos que, además de la cerámica, esta pieza contiene elementos como platino, paladio y oro.
Este problema ha ido incrementando en las últimas semanas, pues las autoridades comentaron que reciben en promedio 10 llamadas al día levantando la denuncia por el robo de dicho componente mecánico.
Aún no se sabe con certeza cuáles son los elementos que utilizan en la mezcla para crear esta nueva droga, pero se dice que contiene algunas vitaminas, pastillas para dormir, químicos sedantes y tabaco.
Dandy Yela Y’Olemba, directora del Departamento Antidrogas del Congo, asegura que están tomando cartas en el asunto para evitar que esta «moda» se convierta en algo mucho más peligroso.
«No sabemos los efectos a largo plazo de esta nueva droga, pero podemos asegurar que es sumamente dañina. Todas las emisiones contaminantes que atrapó el convertidor catalítico quedan en los filtros, mismos que son molidos con otros químicos, por lo que su composición es sumamente peligrosa», comentó la directora.
Según las primeras investigaciones médicas, el consumo de esta droga podría desencadenar problemas como cáncer. Se realizarán más estudios en unas cuantas semanas y se planteará una estrategia para eliminar el consumo de esta nueva droga. Sun