Recortan Casi la Mitad del Presupuesto Para las ZEE

655
Recortan Casi la Mitad del Presupuesto Para las ZEE
Recortan Casi la Mitad del Presupuesto Para las ZEE

Tapachula, Chiapas; 18 de Diciembre.- El Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2019 (PPEF) entregado en las últimas horas al Congreso de la Unión para que sea analizado y, en su caso, aprobado, plantea un recorte presupuestal al proyecto de las Zonas Económicas (ZEE) del país, de casi la mitad de lo que tuvo en el 2018.

El solo anuncio de esa disposición que, se cree pasará sin modificaciones, ha generado incertidumbre inmediata en las siete regiones en las que se probaron las Zonas Económicas: Coatzacoalcos, Veracruz; Puerto Progreso, Yucatán; Lázaro Cárdenas-La Unión, Michoacán y Guerrero; Salina Cruz, Oaxaca; Campeche; Tabasco, y Puerto Chiapas.
Si en estos últimos tres años ha sido muy difícil el avance de ese proyecto que busca reducir la brecha de diferencia entre la frontera norte y la del sur de México, el recorte reducirá, aún más, la maniobrabilidad de esa estrategia económica, de la cual no se sabe si tendrá futuro en este sexenio.
La propuesta es que la Autoridad Federal para el Desarrollo de las ZEE (AFDZEE) -que ahora dependerá directamente de la Secretaría de Hacienda- tenga un presupuesto para el 2019 de 170 mil millones 509 mil 440 Pesos, equivalente a alrededor del 45 por ciento menos de lo que tuvo en el 2018.
En el dictamen que deberán dar los legisladores se observa que, de esos recursos, casi 60 mil millones de Pesos serían destinados para el fomento y la promoción para el desarrollo de las Zonas.
Mientras que el resto del presupuesto, unos 111 mil millones, estarían canalizados para el diseño y la aplicación de la política pública para el desarrollo de las mismas.
La idea, por lo menos en teoría y sin muchas posibilidades de éxito, es que el proyecto siga durante 2019 y se hagan las cosas con mucho menos recursos.
Así, la justificación del capital es que en el próximo año se consoliden estrategias de planeación, establecimiento y desarrollo de esas siete regiones.
De acuerdo a esa solicitud de recursos, entre las actividades que se realizarían el próximo año estaría la implementación de una política para el desarrollo industrial y sustentable a nivel regional.
Además, se realizarían los concursos públicos para la asignación de Administradores Integrales de las diferentes ZEE; así como la publicación de los nombres de las personas designadas que desempeñarán su encargo como integrantes de los diferentes Consejos Técnicos.
La estrategia incluiría el impulso a los encadenamientos productivos de pequeñas y medianas empresas, que se encuentren en las áreas de influencia de las ZEE.
Se consolidaría, además, la plataforma integral de Ventanilla Única para facilitar la coordinación en la recepción, atención y resolución de todos los trámites, entre otros.
Sin embargo, no queda muy en claro que pasará con las obras que se requieren, sobre todo las relacionadas a los servicios públicos y comunicaciones.
Urgen más de 150 Mmdp Para 224 Proyectos.
Lo peor de todo es que, de acuerdo a lo que apenas hace unos días informó la AFDZEE, el Gobierno Federal debería invertir alrededor de 156 mil millones de Pesos en 224 proyectos de infraestructura que se requieren para detonar el potencial productivo de esas siete regiones, incluyendo, obviamente, a Puerto Chiapas.
En un documento entregado al presidente Andrés Manuel López Obrador, se le notificó que con esos recursos adicionales se modernizarían 16 puertos, crear el cuarto ramal ferrocarrilero y garantizar el abasto de gas natural en el sur-sureste del país.
Se le propuso que para financiar toda esa infraestructura, se podría potencializar a través de las Asociaciones Público-Privadas.
Paralelo a ello, se necesitaría actualizar la Ley de Navegación y Comercio Marítimo con visión de largo plazo para que sean eliminadas las barreras identificadas a nivel portuario, como el que pueda haber cabotaje para facilitar y disminuir los costos de maniobras y aduanas.
En materia ferroviaria, se incluiría la construcción de un cuarto ramal, que iría del corredor que conforman los puertos de Seybaplaya, Campeche-Dos Bocas; Tabasco-Coatzacoalcos, Veracruz, que albergarían las ZEE, hasta la frontera norte, conectándolo con la Costa Este de Estados Unidos.
Ese ramal se uniría también con el Transístmico desde Coatzacoalcos hasta Salina Cruz y de ahí a Puerto Chiapas, en la franja fronteriza del sur, y continuaría con la ruta Chiapas-Mayab.
En torno al gas natural, según ese informe, se requiere la ampliación de un gasoducto transoceánico que iría desde Coatzacoalcos a Salina Cruz, y la construcción de otro que abarque a Oaxaca, Chiapas y Centroamérica.
Hasta hoy hay firmado el compromiso de 135 proyectos que suman más de 142 mil millones de Pesos en inversión, que podría ser pública o privada. Además, otros 89 proyectos por más de 14 mil millones llamados de “última milla”, que serían desarrollados por el sector privado, aunque ahora todo estaría en duda.
En el caso de Chiapas, urge la modernización de sus vías de comunicación de toda la Costa, así como de Puerto Chiapas a Suchiate. Nuevas instalaciones eléctricas con energía de 440 volts; la construcción del gasoducto que partiría desde Salina Cruz, pasaría por todo el Soconusco y llegaría hasta Guatemala.
La introducción de las redes de fibra óptica para telefonía e internet; la conexión ferroviaria entre Puerro Chiapas y Guatemala, así como otro ramal hacia Oaxaca.
De igual forma, la modernización del Puerto, incluyendo el reforzamiento de los muros de contención del malecón; aumentar el calado de los canales de navegación a, por lo menos, 12 metros de profundidad; sistemas industriales de drenajes, alcantarillados y agua potable, entre otros. EL ORBE / Ildefonso Ochoa Argüello