“Elefante Blanco” Estaciones de la Policía Municipal

383
“Elefante Blanco” Estaciones de la Policía Municipal

* Lucen Abandonadas y sin Elementos Policiacos.

Tapachula, Chiapas; 19 de Julio.- Tapachula está considerado entre las cinco municipios con mayor índice delictivo a nivel nacional, esto según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), quién a través de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana coloca a la ciudad como una de las ciudades más peligrosas, a la altura de Ecatepec de Morelos, Coatzacoalcos, Naucalpan de Juárez, Villahermosa y Uruapan.
Lo lamentable del asunto es que las autoridades municipales no tienen la capacidad de combatir esta problemática, por lo que los grupos delincuenciales que operan en la zona han rebasado a los cuerpos policíacos, ya que el índice delictivo en el primer semestre del año se ha incrementado de manera considerable.
En este sentido, el Presidente del Frente Cívico Popular del Soconusco, Pablo Pedro Scott Ramos, dio a conocer que las autoridades municipales han tenido gran responsabilidad sobre el incremento del índice delictivo, pues no han establecido estrategias contundentes que permitan garantizar la seguridad de los diversos sectores de Tapachula.
En la administración pasada se construyeron dos estaciones de la Policía municipal, la Norte y Poniente, con las que pretendía disminuir el tiempo de respuesta de la corporación policíaca ante los llamados de auxilio de la población de las colonias y comunidades de estas dos importantes zonas de la ciudad, pero a casi dos años de su inauguración, estas instalaciones permanecen en completo abandono.
Es lamentable, dijo, que la Policía Municipal no pueda dar el uso adecuado a estas instalaciones que sin duda coadyuvarían en brindar mayor seguridad y atención a los llamados de auxilio de la población que viven en colonias y comunidades, ya que el propósito por el cual fueron construidas fue bueno.
En el caso de la Estación Norte, las instalaciones están vacías y sucias, ya que sólo en algunas ocasiones llega una patrulla a la estación, pero los elementos abordo de la unidad sólo llegan a dormir, generando molestias entre la población que transita por esta zona.
Lamentó que dichas instalaciones estén convertidas en un elefante blanco ante la incapacidad de las autoridades de ponerlas en funcionamiento, ya que no se requiere invertir recursos, sino voluntad, sin embargo, parece que al Alcalde no le importa la seguridad de la población urbana ni rural.
No es posible que digan que no existen suficiente número de elementos para enviarlos a las estaciones policíacas, cuando un número importante de uniformados son comisionados para reprimir a los vendedores ambulantes, mientras la población sufre a causa de la inseguridad.
Los datos respecto al índice delictivo emitidos por el INEGI son alarmantes, sin embargo, las autoridades municipales parece no importarles este rubro, porque nada hacen para contrarrestar esta problemática que afecta gravemente a la población tapachulteca. EL ORBE/ Marvin Bautista