INM y GN sin Reforzar Vigilancia en la Frontera Sur

308
INM y GN sin Reforzar Vigilancia en la Frontera Sur

Suchiate, Chiapas; 15 de Enero.- A pesar de que desde la mañana del pasado miércoles comenzaron a salir cientos de migrantes de Honduras supuestamente con destino a los Estados Unidos, la vigilancia en el río Suchiate, límite natural entre México y Guatemala no se ha reforzado por parte del Instituto Nacional de Migración (INM) y de la Guardia Nacional (GN).
De acuerdo a medios de comunicación de Honduras, son más de 2 mil migrantes entre hombres, mujeres y niños los que salieron de San Pedro Sula en busca del llamado sueño americano, y aun cuando no han decido la ruta, se espera que la caravana 2020 avance de manera rápida hasta territorio mexicano.
Las autoridades hondureñas no pudieron contener al primer contingente de migrantes de la caravana 2020, quienes lograron cruzar de manera violenta y desordenada por la frontera de Corintos hacia Guatemala y se espera que en las próximas horas el grupo mayor de hondureños ingrese de la misma manera, para que una vez agrupados se organicen para decidir la ruta para dirigirse a la frontera con México.
Pese a esta situación, en la ribera del afluente, un pequeño número de elementos de la Guardia Nacional vigila la entrada y salida de personas que lo hacen a pie o a través de las balsas, pero no existe un despliegue importante, aun cuando se espera que en las próximas horas comiencen arribar los grupos de migrantes ilegales a territorio guatemalteco.
La actividad se mantiene con normalidad en todos los pasos informales que existen sobre el río Suchiate, por lo que decenas de toneladas de mercancía y migrantes ingresan sin ningún control a territorio mexicano a través de las balsas.
“Por el momento estamos trabajando con normalidad, no nos han informado de un despliegue especial, sabemos que ya salió una nueva caravana de Honduras, la cual quizá estará arribando hasta el viernes o sábado, por lo que ya serán nuestros superiores los que determinen las acciones que vamos a realizar” afirmó un elemento de la Guardia Nacional.
Los elementos pocos elementos del Instituto Nacional de Migración y de la Guardia Nacional están desplegados en los pasos tradicionales, que son utilizados por los “balseros” como embarcaderos, ya que en estos lugares realizan el transporte de personas y mercancías de un país a otro.
Sin embrago, este pequeño grupo sería insuficiente para contener a la caravana de migrantes, quienes al igual que anteriores, han comenzado avanzar de manera desordenada irrumpiendo los puentes fronterizos.
El oficial de la Guardia Nacional dijo que, permanecen en alerta ante la llegada de cientos de migrantes hondureños que intentarán cruzar a territorio mexicano, cuya intención será llegar hacia los Estados Unidos.
Y es que la vigilancia tanto en la ribera del río Suchiate como en las carreteras de zona fronteriza se mantienen igual que desde hace varios, donde existe una revisión y control principalmente de unidades del servicio público para detectar a personas que ingresen en forma irregular a territorio mexicano.
Hasta el momento las autoridades migratorias no han dado una posición oficial sobre esta nueva caravana, aunque sectores empresariales de la región han pedido que se impida su ingreso al país, ante las diversas problemáticas que se vive todavía tras el ingreso desordenado que se dio en el 2018 y 2019, el Gobierno Federal no ha querido atender el reclamo de la ciudadanía, que pide un control estricto sobre la frontera sur.
Incluso, un grupo de ciudadanos agrupados a una organización indígena tenían previsto realizar una valla humana en la ribera del río Suchiate con el fin de impedir el ingreso de migrantes, pero supuestamente fueron amedrentados por las autoridades, por lo que cancelaron esta actividad. EL ORBE/ Marvin Bautista