ALFIL NEGRO

476
ALFIL NEGRO
ALFIL NEGRO

 

“Mirad cuán bueno es y cuán delicioso es habitar los hermanos juntos en armonía”. (Salmo 133)

Otra Navidad
Oscar D. Ballinas Lezama

Para mucha gente en el mundo este año concluye con una amarga navidad; la naturaleza ha causado muchas muertes y daños al ser humano, quien también ha causado perjuicios a la Tierra al contaminarla severamente, destruyendo la fauna, la flora y el agua sin misericordia alguna, y en el pecado ha llevado la penitencia.
Las muertes por violencia se han incrementado al igual que las enfermedades, los despidos laborales incrementan más las filas del hambre; la corrupción de los políticos y funcionarios públicos tienen a los pueblos de rodillas, sobre todo en aquellos países que han hecho de la guerra su modo de vivir, sin importarle el dolor que causan a sus semejantes, la ambición por el dinero y el poder los ha cegado por completo.
Terremotos, tsunamis, huracanes, cambios bruscos del clima, deshielo de los polos, sequía brutal en lugares en donde sobraba el agua e inundaciones en el desierto, son ahora el pan de cada día; la mentira y el odio están prevaleciendo en las sociedades del mundo, la paz mundial pende de un delgado hilo que sostienen Estados Unidos, Rusia, Japón, Francia, China y los países árabes, metidos en los laberintos que los pueden conducir en cualquier momento a una tercera guerra mundial.
Las iglesias de todas las denominaciones se han perdido en su búsqueda de Dios, la apostasía está haciendo presa de iglesias y templos en donde en su mayoría, sacerdotes y pastores han convertido la fe en un mercado, apartándose por completo de evangelizar para salvar almas, un gran número de líderes eclesiásticos son verdaderos lobos disfrazado de ovejas, que están terminando con la esperanza espiritual de quienes se aferran a una religión, como su única tablita de salvación para evitar ser huésped del infierno.
El 2018 ha sido un parteaguas en grandes sucesos políticos y sociales en México, como la autorización de los matrimonios gay, el consumo de drogas como la marihuana, viendo esta hierba como ‘curativa’ y está en proceso -a petición del general ‘Cienfuegos’- que también se autorice el consumo libre de la amapola.
Con el triunfo en las pasadas elecciones de Andrés Manuel López Obrador, así como varios Gobernadores que provenían del mismo partido político, nació una nueva expectativa de ‘sacar el buey de la barranca’, sobre todo tomando en consideración el hartazgo al que los antiguos gobernantes llevaron al pueblo de México, que ya no querían ver ni en pintura a los de siempre.
Si bien los nuevos gobernantes apenas se están acoplando a la administración que busca ser diferente, gritando a pecho abierto que son iniciadores y promotores de la ‘cuarta transformación’, por lo que ya no pueden echarse para atrás y tampoco pueden fallarle al pueblo.
Como dice el refrán popular, ’se metieron a soldados y ahora se tienen que aguantar’; la gente ya no quiere más promesas ni mentiras, está exigiendo el cumplimiento de la palabra de los políticos a los que han dicho, les darán un tiempo prudente para que demuestren con hechos el cambio que tanto pregonan, que la cuarta transformación es una forma de gobernar diferente y positiva, no más de lo mismo.
Va a ser necesario que en sus promesas de acabar con la corrupción e imponer la ley, empiecen por investigar y encarcelar a quienes como gobernantes o funcionarios públicos le hayan fallado a sus conciudadanos y ahora anden libres y sin preocupaciones, como si el robo, fraudes y el abuso de poder fueran una gracia que se les debe celebrar.
Como botones de muestra hay muchos, baste mencionar lo más reciente ocurrido dentro del Colegio de Bachilleres de Chiapas, en donde sus exdirectores (habrá que investigar cuántos de estos que desfilaron en la Dirección General del Cobach en este sexenio, tienen cola que le pise por el fraude con el que hicieron noche millones de Pesos pertenecientes a las jubilaciones de los trabajadores de ese instituto educativo).
También deben responder por más de 160 millones de Pesos que servirían para pagar el aguinaldo de los cobachenses y que al llegar la nueva Directora, se dio cuenta que ese recurso también desapareció, dejando sin esa prestación de ley a más de la mitad de los trabajadores del Cobach, que esta navidad no tendrán ni para comprar frijoles, aunque sea de esos que desprecian los hondureños.
Según todos ellos, solamente unos cuantos fueron agraciados con el pago de una parte de su aguinaldo, mientras que la mayoría seguirá tronándose los dedos porque nadie sabe a dónde fueron desviados esos millones de Pesos, por lo que exigen que el Gobierno de Andrés López Obrador (los recursos del Cobach son una mezcla de recursos federales y estatales), así como el gobernador Rutilio Escandón Cadenas ordene el inicio de una investigación a fondo y se castigue verdaderamente a los responsables, amén de obligarlos a devolver ese dinero.
Hasta ahora los dos líderes de papel que supuestamente están para defender los intereses de sus agremiados no han servido ni para tiro de escopeta; sería bueno investigar si ellos, en cambio, ya cobraron su aguinaldo y otras prestaciones.
El tema de la basura en Tapachula ha sido uno de los grandes problemas que ninguna administración municipal ha podido o ha querido resolver; ahora parece haber una nueva opción con una empresa privada, ojalá que se tome en cuenta ese proyecto. No hay que olvidar que en la era chaconista a los tricicleros se les cobraba una cuota de cien Pesos mensuales; cuando llega el ‘Toro’ la cuota subió a 20 Pesos diarios, sin que nadie supiera a dónde fue a parar esos millones que se cobraron durante tres años.
Un abrazo y Dios les bendiga amables lectores de EL ORBE, traten de pasarla bien con lo que tienen.