Fracaso, Nula Competencia en TV de paga: Elías Ayub

192

«Creo que es un fracaso para el país que no haya mayor competencia en televisión de paga», asegura Arturo Elías Ayub, director de alianzas estratégicas y Contenidos de América Móvil.
A la fecha, Telmex, filial de América Móvil, no puede ofrecer televisión de paga en México.
En entrevista con EL UNIVERSAL, el directivo opina que «nos gustaría que no nos amarraran un brazo para competir como en los últimos 15 años».
Al respecto, Daniel Hajj, CEO de América Móvil, ha dicho a analistas financieros que siguen interesados en solicitar una licencia de televisión de paga.
«Presentamos ante el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) una solicitud para concesión de TV de paga, entonces, por supuesto, en México queremos una concesión de TV paga», comentó en febrero pasado.
De acuerdo con el directivo, no hay razones por las que no les den la concesión de televisión restringida en el país, por lo que esperan contar con ella, pues para la empresa es importante tenerla tras mucho tiempo de trabajar para ofrecer el servicio.
Telmex no puede dar el servicio de televisión en México porque se lo impide su título de concesión, la cual señala que solamente ingresará a ese mercado previa autorización de «La Secretaría», en los términos de las leyes y reglamentos aplicables.
«Telmex no podrá explotar, directa o indirectamente, ninguna concesión de servicios de televisión al público en el país», indica la condición 1.9 del título de concesión de la empresa.
Mercado Mexicano de TV.
Al cierre del año pasado, Grupo Televisa dominaba el mercado de televisión de paga, con 64.04%, lo que significan 13.1 millones de accesos totales, de acuerdo con cifras del IFT.
Sin embargo, el año pasado el regulador declaró a Grupo Televisa agente con poder sustancial en televisión restringida; de manera que se le impondrá regulación específica en este negocio.
A Televisa le sigue Megacable, con 16.60% del mercado o 3.4 millones de accesos; Dish, con 9.76% o 2 millones; Totalplay, con 7.97% o 1.6 millones de accesos, y Grupo W Com, con 1.52% o 312 mil 500 accesos.
En cuanto al tipo de tecnología contratada en México, 54.3% es a través de servicios satelitales, como los que ofrecen Sky y Dish, 37.2% por cable, 8% cuenta con IPTV terrestre y de 0.5% se carece de información, de acuerdo con los datos del IFT.
Los datos del regulador muestran que de 2017 a 2020 el número de accesos al servicio de televisión de paga han disminuido. De 21.1 millones en 2017 pasó a 20.9 millones el año siguiente, para bajar a 20.2 millones y cerrar en 20.5 millones en 2020.
TV de Paga en la Región.
Carlos Blanco, analista de la consultora Dataxis, menciona que al cierre del año pasado sólo había un puñado de países con penetración de televisión de paga por arriba de 50% de los hogares: Argentina y Chile estaban en torno a 58%; Costa Rica, con 57%; Uruguay, 55%, y México, 53%.
«Las razones históricas y la dinámica de competencia de cada país es diferente», dice Blanco.
Por ejemplo, Argentina y Uruguay tuvieron históricamente buena difusión de televisión restringida para suplir la mala cobertura de la televisión abierta.
En Chile, la televisión de paga creció mucho en la última década debido a la fuerte competencia en servicios múltiples.
En México, desde la entrada de Dish se impuso una competencia basada en precios bajos, indica el analista.
Un análisis de la consultora Statista explica que desde que los servicios de transmisión como Netflix ganaron popularidad, el interés en la televisión de paga ha ido en declive.
«Este fenómeno, denominado cord-cutting o corte de cables y definido como la cancelación de suscripciones a la televisión de paga en favor de servicios de transmisión en línea, también es notorio en América Latina».
Entre 2016 y 2019, la tasa de penetración de los servicios de televisión paga en la región ha disminuido, de más de 60% a 56%, subraya Statista. Sun