Operan sin Control más de 3 Mil 500 Bares y Cantinas en Tapachula

856
Más del 50% de los establecimientos operan de manera clandestina, por lo que exigen a las autoridades la clausura de los antros de vicio que mantienen inundada a la ciudad, se pronuncia el Centro de Dignificación Humana.
Más del 50% de los establecimientos operan de manera clandestina, por lo que exigen a las autoridades la clausura de los antros de vicio que mantienen inundada a la ciudad, se pronuncia el Centro de Dignificación Humana.

Tapachula, Chiapas; 11 de Marzo.- La apertura de bares y cantinas de manera indiscriminada en Tapachula genera incertidumbre entre la población, porque estos lugares están asociados al tema de inseguridad, pleitos por las noches, escándalos, suciedad, alcohólicos que duermen en la vía pública, y prostitución, problemáticas que han ido en incremento con la complacencia de las autoridades municipales.
El representante del Centro de Dignificación Humana AC, Luis García Villagrán, afirmó que no existe un control por parte de la Dirección de Alcoholes ni de la Jurisdicción Sanitaria 7 para limitar el funcionamiento de estos lugares de vicio, los cuales también representan un problema social.
La autoridad municipal, a través de la Dirección de Alcoholes y la JS7, han sido complacientes ante la apertura desmedida de bares y cantinas, y se presume que funcionarios reciben sobornos de parte de empresas cerveceras para permitir la apertura, e incluso la violación del horario de funcionamiento, por ello demandamos la clausura de tantos antros de vicio, que cada van en aumento.
Más de 3 mil 500 Bares y Cantinas Operan en Tapachula.
En una investigación realizada durante 3 años por la organización Save the Children, investigadores de Escuela Nacional de Antropología e Historia de la Ciudad de México y el Centro de Dignificación Humana, se logró contabilizar 3 mil 500 centros de vicio, entre bares, cantinas centros botaneros, antros y “restaurantes familiares”, sin embargo, el número se incrementa al considerar también a las tiendas de autoservicio.
Los horarios de funcionamiento son regularizados por la Dirección de Alcoholes del municipio, y la Jurisdicción Sanitaria es la encargada de expedir los permisos para la apertura, pero ninguna de las dos dependencias cumple con su trabajo, por lo que estos establecimientos operan en total violación de la ley.
Existe una complicidad por parte de los funcionarios, dijo, ya que se tiene conocimiento que reciben jugosos recursos por parte de las empresas cerveceras para permitir que trabajen sin ser molestados, aún cuando generan un grave problema la población que vive a los alrededores.
Más del 50% de los Bares Operan de Manera Clandestina.
García Villagrán detalló que, según la Jurisdicción Sanitaría, en la ciudad existen más de mil 400 bares y cantinas con permisos por parte de la autoridad estatal, dejando entrever que más del 50 por ciento opera de manera clandestina.
La autoridad conoce cuáles son los lugares que no cuentan con permiso, pero no actúan ni los clausuran porque representan un negocio redituable, ya que aun cuando trabajan fuera de la ley, el municipio les cobra los horarios de funcionamiento y los permisos para venta de bebidas alcohólicas, entre otros rubros.
Existen más Cantinas que Escuelas en Tapachula.
El funcionamiento desmedido representa también un problema social, ya que según reportes de instituciones como el Centro de Integración Juvenil, en los recientes meses se ha incrementado el consumo de bebidas alcohólicas en menores de edad, principalmente en el rango de los 12 a 15 años, pues aunque no está permitido el ingreso de los adolescentes en estos lugares de vicio, con tal de tener ventas, los encargados de bares no les niegan el acceso.
Es lamentable que en Tapachula existan más bares y cantinas que escuelas, bibliotecas, iglesias y centros deportivos, señaló, representando un grave problema para los menores de edad, quienes a diario ven situaciones que afectan su desarrollo emocional, e incluso psicológico.
“No es posible que en el municipio solo haya una biblioteca, y pocas escuelas, comparado con el numero desmedido de centros de vicio, en donde se genera una serie de problemáticas que influyen en los niños, ya que estos lugares están asociados a la venta de drogas, la prostitución y violencia”, afirmó.
Exigen a las Autoridades Regular Funcionamiento.
Según los reglamentos en México, los bares y cantinas no deberían funcionar cerca de escuelas, iglesias ni parques, situación que en Tapachula no se cumple, ya que tan solo en el centro de la ciudad existen más de 50 centros de vicio, situación que ha impactado con el tema de la inseguridad.
Exigió a las autoridades regular el funcionamiento de los bares y cantinas y que se implementen operativos para clausurar aquellos establecimientos que operen de manera clandestina y sobre todo que ya no se permita continuar con los actos de corrupción de funcionarios que han encontrado con estos “negocios su mina de oro”.
Finalmente, Luis García Villagrán lamentó que las autoridades sean cómplices de esta situación, ya que aun cuando saben que los lugares de vicio están inmiscuidos con la trata de personas y con la inseguridad, no hacen nada para frenar la apertura de estos establecimientos. EL ORBE/ Marvin Bautista.