Comerciantes Desobedecen Medidas Sanitarias y Abren Restaurantes en Puerto Madero

462
Comerciantes Desobedecen Medidas Sanitarias y Abren Restaurantes en Puerto Madero

* Denuncian que Muro de Contención Quedó Incompleto.

Tapachula, Chiapas; 15 de mayo. – A pesar de que la parte más crítica de la contingencia por el mortal Covid-19 aún comienza en Chiapas, restauranteros de Puerto Madero decidieron abrir sus negocios, aunque tuvieron que realizar despidos masivos de trabajadores y aún no tienen ventas.
Israel Omar Ferral Gómez, restaurantero en la zona de Las Escolleras reconoció que se desplomaron las ventas y que eso les ha afectado directamente a la economía de esa comunidad.
En entrevista para el rotativo EL ORBE señaló que viven del turismo, con la venta de mariscos y el ofrecimiento de otros servicios, como palapas en la playa y albercas, “pero las ventas están muy bajas por la situación que estamos pasando por la pandemia”.
Dejó en claro que Puerto Madero no se ha visto afectado con casos positivos de esa enfermedad, “pero, en las ciudades, están haciendo un gran esfuerzo por controlarla”.
La mayor preocupación ahora, por lo menos en esa comunidad, es que la población no tiene recursos económicos y tampoco hay turismo.
También aseguró que no han recibido ningún estímulo de parte del gobernó federal, “y ni siquiera han venido a preguntar cómo estamos”.
Comentó que, los pocos clientes que han llegado, han comentado que saben que las playas y restaurantes están cerrados, “pero todo eso es mentira, todos estamos laborando bajo las condiciones y normas de sanidad que pide el sector salud”.
Según dijo, a los consumidores se les hace la recomendación de mantener la sana distancia, lavarse las manos, usar el gel antibacterial, y usar cubrebocas a la hora de hablar con otras personas.
Mientras que, en la cocina, indicó que hay el uso de cofia, cubrebocas, mandiles; así como las uñas y manos limpias, y tener sanitizado todo.
Reveló que, con las ventas actuales no es suficiente para el pago de nóminas y que, por ello, tuvieron que despedir a todos los trabajadores y quedarse solamente él y su esposa para la atención del negocio.
Por su parte, Viviana Ramos Monterrosa, también restaurantera, pero del lado poniente de la comunidad, indicó que tampoco tienen ventas y que no hay visitantes.
Apuntó que no está prohibida la llegada de los turistas, pero que simplemente no están llegando por temor a la pandemia.
“En lo que va del día no hemos vendido nada. Tenía cerrado, pero como miré que todos los compañeros tienen sus locales abiertos, dije que no era justo que yo estuviera inactiva, así que hoy decidí abrir, pero no he vendido nada, está silencio y así se ha estado todos los días”, puntualizó.
Inconclusa Obra Del Muro de Contención
Por otra parte, Brenda Chávez, comercializadora de frutas en Puerto Madero, recordó que, desde enero del año pasado, las autoridades federales salientes entregaron la obra de construcción del muro de contención en la parte frontal de la comunidad, pero quedó inconclusa.
Señaló que sigue entrando las olas del mar hacia la parte urbana y que, incluso, las autoridades y la entonces empresa les dijo que iban a emparejar ese tramo de malecón pendiente, pero que no lo hicieron,
Comentó que la entrada del agua de mar ha llegado a hasta el interior de las viviendas, y para ello puso como ejemplo su propia casa.
Sin embargo, reconoció que con los trabajos que se hicieron, se pudo contener un poco el agua, pero que anteriormente el caudal llegaba hasta el ras de sus camas.
Indicó que hay temor que en el momento de Mar de Fondo o durante las lluvias, el muro que hay hasta ahora, no será suficiente para impedir los prejuicios del mar en esa comunidad. EL ORBE / Miguel Laparra