Polígrafo Político

492
Polígrafo Político
Polígrafo Político

¡Merecemos Borrón y Cuenta Nueva!
Darinel Zacarías

“¿Y qué decir del manager audaz y decidido que no me recibió, que siempre estaba ocupado? Hoy, moviendo la cola, se acercó como un perro, a pedir que le diéramos vela en este entierro”.
Joaquín Sabina.

El senador Eduardo Ramírez Aguilar presentó una iniciativa para modificar Ley de la Industria Eléctrica, a fin de ampliar la cobertura eléctrica a cada rincón de México y tarifas accesibles, en especial para Chiapas.
Y es que en Chiapas, el tema de los adeudos y las tarifas injustas de la paraestatal, es un dolor de cabeza. No sólo a las familias, también golpea fuertemente a las alcaldías.
La Comisión Federal de Electricidad (CFE) cada que puede exhibe a las alcaldías que ellos tildan de morosas. Los cobros son excesivos y si a eso, le agregamos la uña de algunos Alcaldes y Alcaldesas, la cosa se pone color de hormiga.
Y ante eso y “El Borrón y Cuenta Nueva”, el congresista Eduardo Ramírez Aguilar solicitó reivindicarle a este Estado los Fondos del Servicio Universal Eléctrico, por única ocasión, a fin de obtener la condonación de los adeudos en materia de energía eléctrica que tienen, tanto consumidores domésticos como los municipios con la paraestatal.
Un Estado generador y que dota de energía eléctrica al sureste mexicano e incluso a Centroamérica, debe por lo menos tener tarifas preferenciales y algunos otros privilegios, ¿no cree usted amable lector?
Hace un par de meses la CFE giró un documento al Gobernador de Chiapas, donde informó que las Alcaldías debían 724 millones de Pesos por concepto de energía eléctrica.
Repito, la CFE es aquel símil que nos decían nuestros padres ¡no llores, porque ahí viene el coco!, lo mismo pasa, la paraestatal presiona y amedrenta a los Gobiernos Municipales.
Los ahorca y los aporrea vigorosamente al llevarse gran parte de sus recursos.
Y es que a pesar de que, el proceso es sencillo y entendible, no sólo se justifica la avaricia de la Empresa de Clase Mundial, también el jineteo de la paga de muchos Ediles y los adeudos crecen y parece ser un cuento de nunca acabar.
Y pese a que la Secretaría de Hacienda distribuye la paga a las Presidencias Municipales de manera puntual, es decir, provisiona a través del Fondo General de Participaciones, que alimenta a las Tesorerías de las comunas, parece que el circulante se desvía o se jinetea.
Una vez que la CFE los reporte para ser ingresados al Buró de Crédito, los Ediles y sus comunas, no podrán acceder a financiamientos, ni a convenios para regularizar pagos, y allí, estarán metiéndose en graves aprietos.
Por ello, el Jaguar Negro ya puso el dedo en el renglón y está luchando por mejores beneficios en la materia para Chiapas.
Aunque ya existió una Reforma Energética, promovida por la anterior Legislatura, ésta no ha cumplido, hasta la fecha, con la promesa y su objetivo, que era disminuir las tarifas eléctricas y llevar electrificación para todos.
¿Quién dijo que tengo sed?