Migrantes Controlan Prostitución, Narcomenudeo, Ambulantaje e Invasión de Predios en Tapachula

201
Es urgente que las tres instancias de gobierno, pongan orden a los desmanes que vienen cometiendo los migrantes en la ciudad.

*DENUNCIAN COMERNCIANTES INCREMENTO DE LA OLA DE ROBOS Y ASALTOS EN MERCADOS DE LA LOCALIDAD.

Tapachula, Chiapas; 07 de abril del 2021.- Locatarios del mercado Sebastián Escobar denunciaron que se ha incrementado la delincuencia, robos y asaltos en los centros de abasto de la ciudad, además de la desorganización de los flujos migratorios y el ambulantaje en el centro de Tapachula.
Dora María Avendaño de la Rosa, comerciante de ese lugar donde se venden frutas y verduras, explicó que esta situación los está afectando de manera considerable.
“El ambulantaje es una situación difícil, que nadie se interesa por atender, con la pandemia y la crisis económica esto se pone cada día más difícil”, dijo en entrevista para el rotativo EL ORBE.
En el mercado se requiere de la intervención de la autoridad local, según dijo, para que haga valer los reglamentos que se tienen para reubicar el tema del ambulantaje y atacar la inseguridad, “porque eso ha alejado a la clientela que se tenía anteriormente”.
Por eso pidió, en voz de sus compañeros locatarios, “que velen por los comerciantes mexicanos, ya que no se cuenta con seguridad y que realicen operativos al interior de los mercados, como el Sebastián Escobar, San Juan, Laureles, 5 de mayo, entre otros, porque ahora parece que la delincuencia se ha apoderado en todos sus sentidos”.
Abundó que estos temas son propios de todos los mercados, donde se tiene un alza de los robos de hasta un 20 por ciento.
Asimismo, que uno de los factores que ha perjudicado a los locatarios y a la sociedad en general son los migrantes y la prostitución que se ha incrementado de manera incontrolable a las afuera de los centros de abasto.
Dijo que los indocumentados hacen y deshacen lo que ellos quieren en la vía pública y no hay autoridad que los meta en cintura.
Por ello hizo un llamado al gobierno para que se atienda de manera inmediata esa problemática que se vive en diversas zonas de la ciudad.
Se estima que, en los últimos dos años, los migrantes no solo se han apoderado de los espacios públicos de la ciudad, que utilizan como baños públicos, áreas para drogarse y tomar bebidas embriagantes, hasta para tener relaciones sexuales a vista de todos.
Con el paso de los días, ahora ya se han apropiado también de la prostitución, el narcomenudeo, el comercio informal y el cambio de dólares en bancos que llegan de manera extraña desde Centroamérica.
Los indocumentados ya tienen también grandes espacios en los espacios educativos, apoyos gubernamentales, fuentes de empleo, servicios médicos y hasta invasiones de lotes, predios, viviendas y áreas federales para vivir, sin pagar nada a cambio. EL ORBE / Nelson Bautista

Y aparte todavía el gobierno les paga para quedarse