Actividad de Balseros se Reduce en 40%

174
Actividad de Balseros se Reduce en 40%

Tapachula, Chiapas; 12 de Septiembre.- Debido a la presencia de elementos de la Guardia Nacional y del Instituto Nacional de Migración (INM), el paso de migrantes y de mercancías a través de las “balsas hechizas” que operan de manera histórica en el río Suchiate ha disminuido de manera considerable en los últimos meses.
En entrevista, Maynor Pérez, trabajador de una de las “balsas”, afirmó que el traslado de personas de Guatemala a territorio mexicano se mantiene en un 40 por ciento, respecto a meses anteriores, ya que muchos tienen miedo de ser detenidos por las autoridades que vigilan en la ribera del río Suchiate.
Anteriormente en las balsas, hechas con neumáticos y tablas de madera, transportaban entre 10 y 15 personas por viaje, pero luego del reforzamiento de la vigilancia por elementos de la Guardia Nacional y del Instituto Nacional de Migración apenas pasan de 5 a 8 personas, lo que ha representado un duro golpe en el bolsillo de quienes operan este “medio de transporte tradicional”.
Dijo que en otros meses se transportaba a grupos de migrantes de otras nacionalidades y se les cobraban 5 quetzales para cruzarlos a territorio mexicano, pero ahora estas personas ya no usan este medio para ingresar, por miedo a ser detenidos por soldados y agentes de migración.
A los cerca de 400 balseros se les ha pedido que eviten pasar a migrantes que no sean de Guatemala, y así evitar problemas con las autoridades que resguardan la ribera del río, ya que por ahora sólo se permite el ingreso a los guatemaltecos que presenten su Documento Personal de Identificación (DPI).
“Del lado de Guatemala les decimos a las personas que quieren abordar las balsas que deben traer su DPI para no ser detenidos, ahí nos damos cuenta que son muy pocos los migrantes de otros países que quieren cruzar por este medio”, sostuvo.
En traslado de mercancías también ha disminuido de manera considerable respecto a meses anteriores, ya que las comerciantes también tienen miedo de que los elementos de la Guardia Nacional les decomisen sus mercancías.
Tan solo en meses anteriores eran decenas de toneladas las que se movilizaban de manera ilegal a través de las balsas, principalmente eran productos de abarrotes, cementos, medicinas, cohetes, ropa, entre otros productos.
El entrevistado puntualizó que los balseros que operan en los pasos más conocidos del lado mexicano también se han visto afectados porque al no haber movilización de mercancías sus ganancias se reducen considerablemente.
Entre los principales pasos como “El Palenque”, “El Coyote”, “El Limón” “El Armadillo” y “El Rastro”, la actividad de traslado de mercancías está muy tranquilo, donde los operadores de las balsas tardan mucho tiempo en espera de su turno de trabajo. EL ORBE/ Marvin Bautista